Cómo dejar la cocaína

Cómo dejar la cocaína

El consumo de drogas está a la orden del día. Y también dejar las drogas, porque es un problema que puede afectar a personas de todas las edades y que cada vez se hace más y más común. Los motivos por los que las personas quieran saber cómo dejar la cocaína se deben a que caen en todo tipo de adicciones, entre las que se encuentra la adicción a la cocaína, por motivos muy diversos, como son dejarse llevar para olvidar los problemas del día a día, adquirir valor y arrestos para afrontar situaciones que no nos creeríamos capaces de afrontar sin esas sustancias… La complicación surge cuando las sustancias, en este caso, la cocaína, ya se convierte en una necesidad diaria y no se es capaz de comenzar con los quehaceres diarios sin ese ‘chute’ diario. Momento para decidirse y seguir nuestra guía sobre cómo dejar la cocaína.

Casacochecurro.com La adicción a la cocaína supone un problema doble. Por un lado, el coste económico es altísimo y puede llegar a arruinar al adicto. Y eso por no hablar de los problemas derivados sobre cómo dejar la cocaína; en segundo lugar, de salud que puede originar. Algunos de los síntomas de la adicción a la  que te van a indicar los perjuicios que la cocaína está produciendo en tu organismo, son los siguientes:

Adicción cocaína síntomas
La cocaína tiende a acelerar todo tu cuerpo
. Hablas más rápido, piensas más rápido, hay tendencia a la hiperactividad… Esto conlleva una alteración en el comportamiento, alternando episodios de irritabilidad con momentos más “normales”.

Las alteraciones del sueño son frecuentes en personas adictas a la cocaína, tanto por exceso como por defecto. Es habitual también la existencia de pesadillas.

Los efectos de la cocaína son brutales en tu organismo. Por ejemplo, el consumo de cocaína esnifada puede llegar a destruir el tabique nasal, provocando hemorragias profusas y continuadas. También pueden producir anosmia o pérdida del olfato. De igual modo la rinorrea o moquita acuosa es frecuente en la adicción a la cocaína por vía nasal.

El híper estímulo psicológico es muy habitual y frecuente, pero su umbral va siendo cada vez más bajo. Es decir, que cada vez se va a necesitar más dosis para conseguir el mismo efecto de euforia y energía.

A nivel cardíaco, la cocaína provoca un aceleramiento de su funcionamiento e incrementa el riesgo de sufrir un infarto de miocardio. Esto puede causar trombos que, de alojarse en el cerebro, pueden provocar infartos cerebrales.

La sensación de euforia que provoca el consumo de cocaína puede provocar una disminución del apetito, con lo que el peso corporal se reduce, dando al adicto un aspecto demacrado y enfermizo.

Cocaína por vena
En el caso de que el consumo de cocaína sea inyectado, aparte de las inevitables marcas de pinchazos en los brazos, se corre el riesgo de contraer enfermedades como el VIH o la Hepatitis. Eso supone un problema añadido, ya que son enfermedades fácilmente contagiables a la pareja o parejas sexuales del adicto.

Ya sabemos los problemas físicos que puede acarrear el consumo de cocaína. Los problemas psicológicos no son nada desdeñables, ya que el adicto se suele sentir culpable por el consumo de esta sustancia, lo que ocasiona depresión, ansiedad y otros problemas psicológicos.

Desintoxicación de la cocaína: tratamiento para dejar la cocaina
Entonces llegamos al punto más importante que es el del tratamiento para dejar la cocaína. Para conseguir desengancharse de las adicciones de cualquier tipo, lo primero es querer y saber cómo dejar la cocaína. Si no se tiene la voluntad de abandonar el consumo, cualquier intento de tratamiento de desintoxicación va a fracasar. El adicto debe darse cuenta de que el consumo de cocaína está produciéndole un problema y, por ende, debe querer abandonar ese hábito nocivo.

Una vez que el adicto ha reconocido que lo es y que quiere saber cómo dejar la cocaína, debe ponerse en manos de profesionales que el asesorarán acerca del tratamiento más adecuado. El proceso de desintoxicación de la cocaína es un compendio de varias esferas. No va a servir de nada abordar el problema psicológico sin tratar el físico y el social. Un dicho que ilustra a la perfección la primera parte del tratamiento es “quien evita la ocasión evita el peligro”.

Para lograr desengancharte de las drogas, en este caso, de la cocaína, debes alejarte del entorno social en el que conseguías la sustancia. Los ambientes nocturnos, amigos o personas que te proporcionaban la droga deben desaparecer de tu vida. Este punto no admite discusión de ningún tipo.

La abstinencia de la sustancia va a provocar efectos en tu organismo que pueden ser difíciles de controlar. En este punto debes pedir ayuda a tu médico que te prescribirá fármacos para controlar tu ansiedad y los posibles arranques de ira que puedes tener provocados por la falta de la cocaína. Tal vez se haga necesario el uso de un estabilizador del ánimo, que te ayudará a sobrellevar los altibajos emocionales a los que posiblemente tengas que enfrentarte.

La alimentación, primordial
Un consumo de frutas y verduras de forma regular te ayudarán a sentirte mejor y verte mejor. Debe ser una rutina diaria; la realización de cinco comidas diarias te va a ayudar a fortalecer tu sistema inmunológico y afrontarás el tratamiento con más optimismo.

El consumo de alcohol, frecuentemente ligado al consumo de cocaína debe ser evitado para eliminar esa asociación nociva de nuestra vida. Bebe agua, zumos, bebidas energéticas. Te aportarán vitalidad y fortaleza.

Mantente ocupado
Emplea tu tiempo en hacer cosas que siempre te han gustado. Hobbies, acciones de voluntariado, lectura. El deporte es altamente recomendable para quemar adrenalina y llenarte de energía positiva. Tus amigos van a ser un pilar de apoyo fundamental en tu tratamiento de desintoxicación de la cocaína.

El tratamiento psicológico también es fundamental. La intervención de un profesional es imprescindible para el desahogo del adicto y su buena salud mental. Es importantísimo que entienda que su vida va a ser más plena, más sana y más completa sin las drogas.

También existen organismos como Narcóticos Anónimos que se pueden encontrar en diferentes puntos de España y en los que los afectados se reúnen para dialogar y contarse sus problemas, muy parecido a la organización Alcohólicos Anónimos. Estas organizaciones no tienen ánimo de lucro, por lo que no te costará dinero acercarte a sus reuniones. Dispones de centros donde se hacen reuniones de Narcóticos Anónimos en Madrid, Sevilla, Barcelona, Ibiza, Cádiz, Málaga, Canarias, Huelva, Vizcaya, Jaén…

Y también existen centros de desintoxicación privados, estos sí que tienen coste, que te ayudan ante la titánica tarea de saber cómo dejar la cocaína solo.

Si quieres leer más noticias como Cómo dejar la cocaína, te recomendamos que entres en la categoría de Vivienda.


¿Te ha parecido interesante el artículo? Vota con 5 estrellitas para que escribamos más contenido relacionado:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (7 votos, con un promedio de 5,00 sobre 5)

Comenta la noticia: Cómo dejar la cocaína




¿QUIERES AHORRAR 100 € AL MES? SUSCRÍBETE Y TE MANDAMOS TRUCOS: