El trabajador quiere empleos más flexibles y más comunicación en su empresa


¿Cómo percibe el empleado su puesto de trabajo? ¿Cómo ha cambiado esta percepción en los últimos años? Para responder éstas y otras preguntas, Randstad elabora anualmente el estudio “El mundo del trabajo” (The World of Work), una investigación sobre las principales motivaciones de los trabajadores y sus jefes.

31 enero / Casacochecurro.com El informe «El mercado de trabajo» indaga sobre las diferencias entre un empleo y una carrera profesional. Por definición, una carrera es un proceso y desarrollo a largo plazo en un trabajo. Un 86% de directivos y un 60% de empleados define su actual empleo como una carrera profesional, dato que se ha ido incrementando desde 2001. —Satisfacción personal, interés en el trabajo, oportunidades de crecimiento e independencia contribuyen a ello. No sorprende que la sensación de tener una carrera aumente con la edad, tal y como muestra el salto cualitativo entre dos generaciones. Sólo el 47% de la «Generación Y» ve su trabajo como una carrera, frente al 70% de la «Generación X».   Jornada laboral

Las demandas laborales han ido evolucionando desde 2002 y, en lugar de centrarse en la retribución, ahora pasan por un horario más flexible que el empleado pueda decidir en función de sus tareas. Sin embargo, en 2007, el 26% de los directivos trabaja menos de 40 horas a la semana y el 65% lo hace de 41 a 60 horas a la semana. Ya sea la dedicación al trabajo o el sentido de la responsabilidad, lo cierto es que tanto jefes como empleados tienen una actitud de estar en el trabajo «el tiempo que haga falta». Ocho de cada diez empleadores trabajan las horas necesarias hasta que el trabajo esté hecho, independientemente de lo que cobren por su trabajo. En el caso de los empleados esta cifra es de seis de cada diez. ¿De qué depende esta motivación? Según la investigación, principalmente, de las posibilidades de promoción. Sólo el 26% de trabajadores está buscando un ascenso en su compañía, mientras que un 31% de sus jefes está esperando un avance profesional. Horarios más razonables

Más autonomía para elegir el horario, disponer de más tiempo libre o una semana de trabajo de cuatro días encabezan las listas de peticiones de empleadores y empleados. Aquí trabajadores y directivos están alineados en sus prioridades. Alrededor de siete de cada diez quieren libertad de horario bajo la responsabilidad de que su trabajo esté terminado. Más de cinco de cada diez jefes y empleados querrían extender su tiempo libre por razones personales si lo necesitasen y alrededor del 50% aprecia la idea de semanas laborales de cuatro días. Por su parte, los directivos de mayor edad sienten más la necesidad de flexibilizar sus horarios, pero no están tan interesados en la semana de cuatro días. La «Generación Y» y la «Generación X» son los que más apuestan por maximizar la flexibilidad. Las políticas de flexibilidad para los empleados han demostrado tener éxito entre los empleados. Por un lado, les enseña a ser responsables de mantener la productividad del equipo y de sí mismos para que el trabajo esté hecho. Por otro, refuerza la moral y el sentimiento de integración de los trabajadores, que sienten que la tradicional línea directivo-empleado se difumina. Aumento de la productividad

En 2003 casi dos tercios de los ejecutivos creían ser tan productivos como siempre (en concreto, un 62%). En 2007, ha aumentado la confianza en que la productividad ha crecido, hasta siete puntos. Este optimismo está presente en casi la mitad de los directivos, quienes creen que su productividad ha sido superior al año anterior. Hace unos años, la utilización de la tecnología era un factor determinante para aumentar la productividad de los empleados. Hoy, la tecnología ya se entiende como un elemento más de trabajo que no favorece de forma añadida la productividad, pero todavía el uso de ordenadores se sitúa en el primer puesto del ránking de factores que afectan sobre el rendimiento. Entre el resto de razones se aluden distintos motivos: cumplimiento de los plazos de entrega, realización de multitareas, deseo de aprender o terminar en el tiempo previsto el trabajo. Comunicación más eficaz

Otro de los puntos que investiga el informe «El Mundo del trabajo» elaborado por Randstad es el tipo de comunicación que prefieren los empleados. Para una comunicación normal o estándar acerca de las actividades de la organización el 50% de los trabajadores (jefes y empleados) prefiere el e-mail. Una reunión de grupo es la segunda opción en un 20% de las ocasiones y sólo un 13% prefiere una reunión individual. Newsletters, boletines o llamadas de teléfono son las opciones menos deseadas. Cuando la comunicación versa sobre cambios en la organización, las reglas cambian. Los directivos prefieren una reunión de grupo en un 48% de los casos y los profesionales lo hacen en un 40%. El segundo lugar lo ocupa en este caso el e-mail. Eso sí, la comunicación personal es el medio elegido cuando se trata de un mensaje importante.

Si quieres leer más noticias como El trabajador quiere empleos más flexibles y más comunicación en su empresa, te recomendamos que entres en la categoría de Trabajos.


AUTOR
gravatar
Javi Navarro es periodista y el creador de CasaCocheCurro.com, un diario con información interesante que publica noticias prácticas para que les saques provecho en tu día a día. Puedes consultar cualquier duda contactando con Javi Navarro en su correo javi@casacochecurro.com. También puedes saber un poco más de su trayectoria profesional como periodista si echas un vistazo a su perfil en LinkedIn.
Logo Red Social

WhatsApp Casacochecurro


MÁS NOTICIAS INTERESANTES

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies
Compartir
WhatsApp