Cómo arreglar una cisterna que pierde agua

Cómo arreglar una cisterna que pierde agua
NOTICIA de Jessica Pascual
06.11.2021 - 11:58h    Actualizado 06.11.2021 - 11:58h

¿Tu cisterna del váter pierde agua? Si detectas que por el interior de tu inodoro desciende un hilo de agua de forma constante, puede que tengas una avería en la cisterna. La pérdida de agua es uno de los problemas más comunes de la taza del váter, pero también uno de los más fáciles de arreglar. En esta guía te explicamos cómo arreglar una cisterna que pierde agua y cómo detectar el origen de la fuga.

Afortunadamente, la pérdida de agua de una cisterna no es una avería grave. Es fácil de arreglar y tan sólo tendrás que invertir dinero si el mecanismo interno del váter está roto o tiene fisuras. Si no, tan sólo necesitarás una llave inglesa, un destornillador y un ratito de tu tiempo. Pero aunque sea una avería menor, es fundamental atajar el problema cuanto antes porque ese pequeño hilo de agua que cae sin parar, al final del día, supone un gran derroche completamente innecesario.

Detectar origen de la fuga

Antes de sacar las herramientas lo primero que tienes que hacer es averiguar el origen de la avería. Uno de los síntomas típicos que evidencian que la cisterna no cierra bien y pierde agua es que el botón de la tapa superior, el de tirar de la cadena, no funciona bien y se queda pillado hacia abajo. Es decir, que no sube del todo después de pulsarlo y hay que darle una serie de toques para que vuelva a su posición inicial.

Pero esto no es suficiente, porque para arreglar el váter es necesario detectar el mecanismo concreto del váter en el que tienes una fuga. La pérdida de agua de la cisterna puede proceder de dos sitios:

  • Del grifo o válvula de llenado del váter
  • Del mecanismo de descarga

Éstos son las dos únicas piezas o componentes que tiene el inodoro en la parte superior de la taza, en el respaldo. Por lo que no tiene pérdida.

Por qué pierde agua

Las fugas o pérdidas de agua de la cisterna, independientemente del origen de la fuga, aparece por dos motivos principales:

  • Restos de cal o suciedad que impiden el buen funcionamiento del mecanismo interno
  • Rotura o deterioro de la válvula de llenado o de la de descarga

Cómo arreglar una pérdida de agua del váter

Ahora que ya sabes cuál puede ser el origen y las causas de la pérdida de agua, es momento de hacer las comprobaciones pertinentes en el váter para detectar qué le sucede a tu inodoro y saber cómo actuar. Por tanto, lo primero que tienes que hacer es cortar la llave del agua, tirar de la cadena para que la cisterna se vacíe y así poder trabajar más cómodamente. Si no tienes una llave de paso propia para el retrete, puedes cortar la general de tu casa o la del cuarto de baño.

  • Si tras cerrar la llave, el agua deja de caer, el problema está en el mecanismo de entrada de agua o grifo
  • Si sigue cayendo agua en el interior del váter, el problema está en el mecanismo de descarga

Fuga en el grifo o válvula de llenado

Si el problema está en la válvula de llenado, tras cortar el agua y vaciar la cisterna, tienes que quitar el tapón del váter y la tapa. Puede que el botón salga de forma fácil con la mano o puede que tengas que desatornillar algún que otro tornillo.

Para que puedas identificar la válvula de llenado de una forma sencilla, mira en el interior. Hay dos piezas, una con forma de tubo alargada en el centro del respaldo (válvula de descarga de agua) y otra que está más pegada hacia la pared interior de la cisterna y que está conectada al latiguillo (tubito metálico externo) por el que circula el agua.

Antes de desmontar las piezas, realiza una pequeña comprobación porque puede que la pérdida de agua sea consecuencia de que alguna de las partes del mecanismo esté aflojada. Para ello vuelve a abrir la llave del agua y deja que la cisterna se llene. Ahora, mueve una pieza de la válvula que se llama boya y que se encuentra en la parte superior del mecanismo.

Si la pérdida de agua para con el movimiento, aprieta el tornillo que se encuentra en la parte superior del grifo que es el encargado de regular la apertura. Si persiste, hay que extraer y comprobar el estado del mecanismo de llenado.

Para ello, vuelve a vaciar la cisterna, desatornilla y desconecta el latiguillo de la válvula con una llave inglesa. Saca el mecanismo de llenado y revísalo a fondo. Si tiene restos de cal, límpialo. Y si no, revisa el estado de la pieza. Si notas que está deteriorada o presenta fisuras y roturas, tendrás que cambiarla entera. Si después de comprobar y analizar todo lo que te hemos detallado, la fuga sigue, entonces el problema reside en el mecanismo de descarga.

Fuga en el mecanismo de descarga

Para averiguar si la fuga procede del mecanismo de descarga, vuelve a cortar el paso del agua, vacía la cisterna y saca el mecanismo de descarga (el tubo que se encuentra en el centro). La forma de extraer esta pieza es muy sencilla, tan sólo tienes que girarla.

Una vez que tienes la pieza en la mano, sigue el mismo proceso que en el caso anterior. Revisa el estado del mecanismo. Si tiene restos de cal o suciedad, límpiala. Y si no, si lo que sucede es que tienes algunas zonas de la pieza deterioradas o con roturas y fisuras, tendrás que ir a comprar una válvula de descarga nueva y cambiarla.

Aquí te dejamos un vídeo explicativo en el que puedes ver cómo arreglar una cisterna que pierde agua:

Si quieres leer más noticias como Cómo arreglar una cisterna que pierde agua, te recomendamos que entres en la categoría de Hogar y Consumidores.


WhatsApp Casacochecurro



MÁS NOTICIAS INTERESANTES

Compartir
WhatsApp
SIGUIENTE >