Accidente de tráfico más común en verano: salirse de la carretera y volcar


El accidente de tráfico más común es salirse y volcar con el coche.

El tipo de accidente de tráfico más común en carreteras durante el mes de julio ha sido salirse de la carretera y volcar. A pesar de la mejoría en el descenso del número de víctimas de tráfico, durante el pasado verano un 23% de los fallecidos en turismos no llevaba puesto el cinturón de seguridad y de los seis niños menores de 12 años fallecidos, la mitad no viajaba con la silla de retención infantil. Coincidiendo con la “Operación Salida/regreso” de vacaciones de verano, hemos preguntado a CEA los consejos para conducir seguro en vacaciones.

Coincidiendo con el inicio del mes de agosto, y la ya clásica operación salida / regreso de las vacaciones de verano el tráfico presenta mayor conflictividad debido al aumento de desplazamientos (muchos de largo recorrido), la elevada intensidad de circulación y la gran cantidad de número de trayectos en horario nocturno.

Cómo visten los conductores españoles en verano
La Fundación Comisariado Europeo del Automóvil ha realizado recientemente una encuesta a los conductores sobre los distintos hábitos que tienen a la hora de vestir y calzar en verano mientras conducen.

Según los datos recabados el 26,73% conduce con ropa de baño en verano. Este tipo de vestimenta no es recomendable porque en caso de un accidente el daño causado será mayor. Sin embargo, a pesar de que uno de cada cuatro encuestados aseguran conducir con ropa de baño, el 96% creen que lo hacen con la vestimenta correspondiente. Esto denota un desconocimiento entre lo que es recomendable y lo que se cree apropiado a la hora de conducir.

Entre las recomendaciones para vestir mientras se conduce están: Usar ropa cómoda y holgada. Utilizar un calzado ergonómico que sea cómodo, bien ajustado al pie, flexible y no resbaladizo, para poder pisar los pedales con fuerza y precisión, lo que significa no conducir con chanclas ni descalzo, con ropa de baño o semidesnudo.

Julio es el mes con más accidentes de coche, consejos para evitarlos

Con la llegada de las vacaciones de verano no solo aumentan los desplazamientos, sino también el número de accidentes de tráfico. No en vano, julio es el mes del año en el que se registran más siniestros al volante. Y si hay un día a la semana en el que conviene estar especialmente despierto es el lunes, el día que más accidentes se producen.

Cuando se trata de daños materiales en el vehículo, la pieza que más sufre, y por tanto que más a menudo hay que reparar, es el paragolpes trasero, seguido del parachoques delantero. Tener el coche en el taller nos puede suponer una media de 4 días sin medio de transporte propio.

Además de respetar el código de circulación en carretera, antes de iniciar un viaje conviene llevar el coche al taller para realizar una revisión, para evitar contratiempos. Conviene prestar especial atención a las ruedas (presión), un elemento de seguridad, y a los niveles (aceite, agua). Otros consejos a seguir son planificar la colocación de la carga, estudiar la ruta antes de salir y parar para descansar si el viaje es largo.

Julio, además de ser el mes con más accidentes de tráfico, supone, junto a mayo y junio, el trimestre con más siniestros, un 27%. Solo en el mes de julio se producen el 10% del total de accidentes de tráfico registrados todo el año. Son datos recabados por la compañía LeasePlan Lab, tras analizar los accidentes en los que se vieron implicados los 73.000 vehículos de su flota durante el año pasado. Estudio que también señala el lunes como el día más aciago para los accidentes de tráfico, ya que dos de cada diez siniestros con vehículos de empresa tienen lugar el primer día de la semana.

El estudio distingue entre distintos tipos de accidentes, en función de la intensidad y de los daños materiales del vehículo, siendo en la mayoría de los casos accidentes de tipo medio (43%), siniestros en los que los daños, fundamentalmente estéticos, afectan sobre todo a uno de los lados del coche. En un 27% de los accidentes, los vehículos requieren una reparación leve o sustitución de no más dos piezas. Y precisamente, en cuanto a los recambios más frecuentes están los paragolpes delantero y trasero. Uno de cada diez vehículos siniestrados necesita reparar el paragolpes trasero. Por su parte, en algo más del 6% hay que cambiar las puertas del lado derecho.

Respecto a la carrocería, lo más frecuente es sustituir el paragolpes de la parte delantera (en torno a un 3%), seguido de la matrícula delantera (2%), el anagrama de la parte de atrás (2%) y el piloto trasero de la derecha (1,8%). También suele ser habitual tener que sustituir el paragolpes de atrás.

Consejos para viajar

Toma nota de estos 5 consejos a la hora de planificar un viaje en coche:

Revisa el estado de los neumáticos

Con un manómetro, disponible en las gasolineras, podremos comprobar fácilmente la presión. Los neumáticos son una pieza clave de la seguridad en carretera, de ahí que la presión deba ser la adecuada. Además, unos neumáticos con baja presión se desgastan más, duran menos, son menos seguros e incrementan el gasto de gasolina, algo a tener en cuenta si no queremos incrementar el coste al llenar el depósito. Por su parte, el exceso de presión puede hacer que el neumático se desgaste demasiado por el centro. Hay que medir la presión con las ruedas frías.

Distribuir bien la carga del vehículo

Es la mejor manera para asegurar la estabilidad y no dificultad la conducción. La ficha técnica de cada vehículo indica cuál es la masa máxima que puede cargar, no debiendo superarla, ya que influirá en la potencia y en el frenado. Hay que evitar que la máxima carga vaya en el maletero, de manera que no se mueva. Evite siempre que el equipaje pueda desplazarse, tanto dentro del maletero como del propio vehículo. En este último caso podría impactar contra algún ocupante en caso de maniobras bruscas.

Recuerde también examinar los elementos obligatorios que, en caso de avería, debe equipar su vehículo: chaleco reflectante, pareja de triángulos de señalización de emergencia, gato, herramientas, juegos de luces y fusibles de repuesto.

Revisar los niveles de agua y aceite

Los niveles de lubricante y refrigerante deben ser óptimos para no dañar al motor. Apurar los niveles de aceite puede gripar el motor y, a la larga, causar daños irreparables. Las mediciones se deben hacer con el motor frío, y con el coche estacionado en plano.

Planificar la ruta antes de iniciar el viaje

Es importante planificar el recorrido que haremos antes de llegar a nuestro destino, para evitar contratiempos. Para ello, contamos con múltiples aplicaciones que nos hacen el viaje más fácil (Google Maps, Inrix o Waze, entre otras). Estas apps ofrecen información sobre el estado del tráfico, y permiten calcular y grabar la ruta. Si se viaja con niños, es muy importante no olvidar revisar los cinturones y sillitas.

Parar cada 2 horas al volante

Las prisas no ayudan, sino todo lo contrario. Para evitar la fatiga al volante, conviene parar cada 2 horas o cada 200 kilómetros, un mínimo de 15 días. Tiempo que conviene aprovechar para estirar las piernas, hidratarse e, incluso, echar una cabezadita.

Recomendaciones para viajar seguro en verano por carretera
El Comisariado Europeo del Automóvil, recomienda a los conductores extremar las precauciones, que sean prudentes y cumplan las normas de Tráfico. Además ofrecemos los siguientes consejos para una conducción más segura:

  • Programar el viaje con antelación y revisar toda la documentación que se debe llevar (permiso de circulación, carnet de conducir, acreditación de haber pasado la ITV, etc.)
  • Revisar todos los elementos mecánicos del vehículo como agua, aceite, líquido de frenos, luces y neumáticos. Precisamente, el estado de los neumáticos es determinante para evitar siniestros, no en vano, uno de cada cien accidentes está provocado por ruedas defectuosas.
  • Descansar adecuadamente antes de iniciar el viaje. No iniciar nunca un viaje si no se encuentra descansado o no tiene previsto compartir las horas de conducción. Dormir inadecuadamente duplica la posibilidad de tener un accidente y, además, un conductor fatigado mira las señales y el retrovisor hasta cuatro veces menos.
  • Planificar el itinerario. Hay que elegir la ruta más idónea y que presente mayor seguridad, independientemente el tiempo que sea necesario invertir. Las autopistas son las vías más recomendables por su seguridad.
  • Viajes en grupo. Es bastante frecuente salir de vacaciones con familiares y amigos en varios vehículos. En este caso, se suelen disparar algunas conductas de riesgo, como el adelantamiento precipitado. Por este motivo, es conveniente circular a un ritmo similar y sin pretender realizar el viaje en cada momento juntos.
  • No fijarse un horario de llegada. Un error grave y frecuente es establecer una hora de llegada al lugar de destino, puesto que un posible retraso puede hacer que se quiera recuperar el tiempo perdido y con ello incrementen las conductas de riesgo, como el aumento de velocidad o los adelantamientos indebidos.
  • Horas de más peligro. Es preferible viajar durante el día, sobre todo si se tiene problemas de visión o somos proclives a quedarnos dormidos. Durante la noche, las posibilidades de sufrir un siniestro se incrementan entre las dos y las cinco de la madrugada. Del mismo modo, hay que evitar conducir entre las dos y las cuatro de la tarde.
  • Paradas recomendadas para el descanso. Numerosas investigaciones demuestran que nunca se debe conducir en una misma jornada más de ocho horas y que se debe parar cada dos horas o cada 150-200 kilómetros.
  • Comida adecuada. Durante el viaje se debe realizar una alimentación ligera y no grasa, respetando los horarios habituales de comida, siendo conveniente dar un paseo después de las comidas. También es aconsejable beber abundante agua para contrarrestar la fatiga muscular.
  • Ambiente interior en el vehículo. El coche debe estar bien aireado y a una temperatura de unos 20 grados, algo fundamental para evitar la fatiga y el adormecimiento.
  • Evitar el exceso de equipaje siempre que sea posible. Con ello mejorará la estabilidad, la frenada y el consumo.
  • Siempre, en cualquier desplazamiento, ya sea de corto o largo recorrido, deben utilizarse los sistemas de seguridad adecuados. Cinturón, casco o sillas infantiles pueden salvarnos la vida.
  • No consumir alcohol ni drogas, no superar los límites de velocidad y mantener siempre la distancia de seguridad.
  • Atención a los desplazamientos cortos en carreteras secundarias, son los más peligrosos.
  • Conducir de manera eficiente para ahorrar combustible: bajas velocidades, marchas largas y manteniendo la distancia de seguridad.

Recuerde siempre antes de viajar en coche…

* Llevar originales o copias compulsadas del Permiso de Circulación, la ficha de la Inspección Técnica de Vehículos y el recibo en vigor de su seguro. El D.N.I. o pasaporte deben estar en vigor.

* Para viajar por un país fuera de la Unión Europea, es necesario llevar la Carta Verde y el Permiso Internacional de Conducir.

* Llevar un duplicado del juego de llaves del vehículo.

* Es conveniente tener a mano el teléfono de la compañía de asistencia en viaje.

* Deben estar al alcance los objetos personales que pudiera necesitar durante el viaje, así como los que fueran necesarios para el resto de los ocupantes (bebida, juegos para los niños…)

* Si utiliza gafas al conducir, coja unas de repuesto y no se olvide de las de sol, muy útiles a determinadas horas por los deslumbramientos.

* Nunca debemos dejar en el vehículo cualquier objeto de valor y a la vista, ni en el maletero del vehículo. Quitar siempre el frontal del radiocassette, ya que es una tentación para algunos ladrones y no todas las compañías de seguros lo cubren. No deje la documentación del vehículo a la vista para evitar posibles duplicados, lo que acarrearía muchos procedimientos administrativos y judiciales.

* En esta época veraniega, al subirse al coche se bajen las ventanillas antes de poner el aire acondicionado, para que se ventile de manera natural.

Estas recomendaciones para viajar por carretera de la manera más segura siempre deben realizarse con la prevención, la mejor arma para evitar un accidente de tráfico.

Si quieres leer más noticias como Accidente de tráfico más común en verano: salirse de la carretera y volcar, te recomendamos que entres en la categoría de Recambios y Mantenimiento.

¿Te ha parecido interesante el artículo? Vota con 5 estrellitas para que escribamos más contenido relacionado:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, con un promedio de 5,00 sobre 5)

WhatsApp Casacochecurro

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies