Cuánto cuesta recorrer 100 kilómetros según el carburante del vehículo

Cuánto cuesta recorrer 100 kilómetros según el carburante del vehículo
NOTICIA de Jessica Pascual
26.08.2021 - 10:20h    Actualizado 26.08.2021 - 10:25h

Las diferencias de precio que tienen que asumir los conductores por utilizar sus vehículos en función del tipo de carburante ascienden a 5,49 euros por cada 100 kilómetros. Cifra que obtenemos al comparar el coste que supone recorrer 100 kilómetros en un vehículo de gasolina 95 (el más caro), que asciende a 7,76 euros, frente a los 2,27 euros que cuesta circular esta misma cantidad de kilómetros con un vehículo eléctrico recargándolo en casa (más barato). Es decir, que los titulares de coches de gasolina pagan mucho más por el carburante que los que tienen uno eléctrico y lo recargan en los puntos que tienen instalados su domicilio.

Los datos que reflejamos en este artículo de las diferencias de precios en los carburantes para cada 100 kilómetros son los que publica el Ministerio para la transición ecológica y el Reto Demográfico y que actualiza cada trimestre. La última revisión de los precios ha tenido lugar en junio de 2021.

Como puedes ver en la tabla, el precio más barato de combustible para cada 100 kilómetros es el de los vehículos eléctricos con recarga doméstica seguido de los vehículos de Gas Natural. Aunque para calcular el precio exacto de lo que cuesta recargar un coche eléctrico hay que tener en cuenta factores externos, como por ejemplo el precio del kilovatio. En esta otra información te explicamos con detalle cuánto cuesta recorrer 100 kilómetros con un coche eléctrico y todos los aspectos que debes tener en cuenta.

Carburante Precio (€) por cada 100 km
Gasolina 95 7,76 euros
Gasóleo A (Diesel) 5,57 euros
Gas Natural Comprimido (GNC) 2,92 euros
Gas Licuado de Petróleo (GLP) 5,81 euros
Electricidad recarga doméstica 2,27 euros
Electricidad recarga rápida 6,16 euros

En el otro extremo, los vehículos que más gasto suponen para circular 100 kilómetros son en primer lugar los de Gasolina 95, con un coste de 7,76 euros, seguidos de los eléctricos con recarga rápida, con 6,16 euros por cada 100 kilómetros y de los de gasóleo A (diésel), que cuesta 5,57 euros.

Éstos son los datos para cada 100 kilómetros, pero en términos anuales, para un coche que recorre un total de 15.000 kilómetros al año, las diferencias de precio sólo en el carburante ascienden a:

  • 1.164 euros de Gasolina 95
  • 835,50 euros de Gasóleo A (Diesel)
  • 438 euros de Gas natural comprimido
  • 871,50 euros de Gas licuado de petróleo
  • 340,50 euros de recarga en electricidad en punto doméstico
  • 924 euros de recarga en electricidad con toma rápida

Es decir, que en un año, las diferencias de precio que tiene que invertir el conductor de un vehículo con el repostaje más caro (gasolina 95) frente al más barato (eléctrico con recarga en casa) es de 823,50 euros.

>> Aquí te dejamos un comparador para que localices cuál es la gasolinera más barata de tu ciudad y ahorres en cada repostaje.

Estas cifras representan la inversión de dinero que supone el carburante del vehículo, pero este transporte tiene otros muchos gastos asociados que hay que considerar para saber cuál es el vehículo que, a la larga, sale más barato. Además del combustible, hay que tener en cuenta el precio de venta del vehículo, los gastos de mantenimiento, los impuestos que hay que pagar o el seguro del coche.

A rasgos generales, los vehículos de gasolina y diésel son mucho más baratos en los precios de venta. En el otro extremo están los eléctricos y, en el medio, los híbridos y los de gas natural comprimido o licuado. Este ranking de precios contrasta con los precios del carburante. Los que más cuestan en el precio de venta, menos inversión necesitan en carburante y viceversa.

Lo que cuesta mantener un coche durante 11 años

Pero, ¿y el mantenimiento, los seguros o los impuestos? Un estudio de la OCU en colaboración con la Fundación Europea del Clima ha analizado el coste medio total que supone la inversión de un vehículo en función de su carburante. Y los datos revelan que el eléctrico es el que a la larga puede salir más barato si el conductor recorre bastantes kilómetros con él y solicita las ayudas asociadas al Plan Moves III.

El informe parte de un coche nuevo de gama media que se vende a los 11 años de uso con 14.500 kilómetros al año. Para hacer los cálculos se tienen en cuenta los precios de compra y de reventa así como el combustible o electricidad, el seguro, impuestos y mantenimiento. En un plazo de 11 años, los costes totales de un vehículo compacto, tomando como referencia el tipo de carburante ascienden a:

  • Un vehículo de gas natural supone una inversión media de 52.197 euros en total
  • Los eléctricos suponen una inversión de 56.133 euros
  • Los vehículos diésel necesitan una inversión de 60.691 euros
  • Los híbrido enchufable con un 70% de uso eléctrico gastan un total de 62.212
  • Los híbrido no enchufable requieren de una inversión de 62.705 euros
  • Los coches de gas licuado suponen un gasto de 63.057 euros
  • Los de gasolina requieren una inversión total de 65.282 euros
  • Los híbrido enchufable sin carga eléctrica suponen un gasto total de 72.371 euros
  • Los de hidrógeno suponen un gasto de 89.594 euros

Los datos evidencian que el coche más barato a la larga es el de Gas Natural, que supone un gasto de 52.197 euros en 11 años, mientras que el eléctrico supone 56.133 euros. En el otro extremo, el vehículo más caro de mantener a la larga es el de hidrógeno, con un coste de casi 90.000 euros en 11 años. Entre los más caros también se encuentra el de gasolina con un coste de 65.282 euros y el híbrido enchufable sin carga eléctrica con una inversión total de 72.371 euros.

La principal conclusión del estudio muestra como el coche de Gas Natural, que es el segundo carburante más barato es el que más ahorro supone frente al resto. En el caso de los eléctricos, para que sean rentables, es necesario saber cómo recargarlos, en qué momento, solicitar las ayudas pertinentes y hacerles suficientes kilómetros de rodaje.

Por tanto, los datos extraídos de este artículo muestran que, si lo que quieres es ahorrar, aunque las diferencias de precio en el concesionario te hagan inclinarte hacia los de gasolina o diésel, el verdadero ahorro se encuentra en otros combustibles, ya sean de gas o eléctricos.

Calculadora de gasto de un coche

Si lo que quieres es saber cuánto te cuesta recorrer 100 kilómetros con tu coche, independientemente del combustible que tenga, puedes consultar el precio exacto de lo que consume tu vehículo para este recorrido con una herramienta del Ministerio de Energía que muestra precios actualizados para cada trimestre.

Si quieres leer más noticias como Cuánto cuesta recorrer 100 kilómetros según el carburante del vehículo, te recomendamos que entres en la categoría de Recambios y Mantenimiento.


WhatsApp Casacochecurro



MÁS NOTICIAS INTERESANTES

Compartir
WhatsApp
SIGUIENTE >