Las piezas de coche más caras y que mas se rompen

Las piezas de coche más caras y que mas se rompen
NOTICIA de Javi Navarro
12.05.2021 - 09:05h    Actualizado 12.05.2021 - 11:24h

¿Sabes cuáles son las piezas más caras de un coche? Si eres de los que no puede vivir sin su coche, debes estar muy atento a la vida útil de cada una de ellas y de su mantenimiento. No sólo porque las facturas del taller pueden ser muy caras, sino por un asunto de seguridad: muchos accidentes pueden evitarse si se presta atención a las señales que da nuestro vehículo. Por eso debes tener en cuenta qué piezas de motor de coches son más caras y cuáles son las que más se rompen para no dañar tu bolsillo. Consulta cuáles son las piezas de coches baratas.

Las piezas que más se rompen

La válvula EGR

Cuando se acumula carbonilla en la válvula EGR, es común que ocurra alguna avería. También debes estar atento al uso que das al vehículo, pues esta pieza se puede dañar cuando se acelera mientras el motor se encuentra a bajas revoluciones.

El turbo

Común en los vehículos diésel, el turbo también se daña por acumulación de carbonilla. El síntoma de que esta pieza está dañada es que el coche pierde potencia y llega un momento en que puede dejar de funcionar.

Los neumáticos

Si hay algún bache en la vía, los neumáticos pueden sufrir muchísimos. Debes estar atento a los reventones, el desgaste y otros inconvenientes que pueden afectar la seguridad de tu vehículo. Puedes repararlos y también cambiarlos cada cierto tiempo.

El catalizador

Si observas que tu coche pierde potencia, puede ser síntoma de que el catalizador está en mal estado. Eso ocurre cuando siempre usas tu coche diésel en trayectos muy cortos o cuando las bujías están averiadas.

El sistema de embrague

El sistema de embrague, que conecta a la caja de cambios con el motor, puede deteriorarse después de los 100.000 kilómetros o incluso antes si has hecho un mal uso de tu coche. Al romperse, lo ideal es sustituirlo por uno nuevo.

Las piezas de coche más caras y que mas se rompen-1

El precio de una avería del embrague puede alcanzar hasta los 2.000 euros en el taller. Y medidas que contribuyen a que se use más en ciudad, como por ejemplo debido a los nuevos límites de velocidad de circular en ciudad a 30 km/h, aumentan las averías por desgaste del embrague y también en el filtro de partículas.

Filtro de partículas

Conducir a menor velocidad por las ciudades también provoca que el motor esté menos revolucionado. Esto provoca que las partículas contaminantes de los motores diesel se acumulen en el sistema de escape, especialmente en el filtro de partículas, pudiendo llegar a dañarlo. Una avería de este tipo ronda los 600 euros.

Aunque siempre se pueden realizar labores de mantenimiento como la descarbonización del motor. También es recomendable salir a carretera y poder usar así marchas más largas.

Los faros

Los faros son muy susceptibles a golpes y rayaduras, sobre todo cuando aparcamos el coche en vías públicas. También son los que reciben los primeros golpes si hemos chocado levemente el vehículo. Debemos estar atentos de que no estén rotos ni manchados, para que funcionen correctamente.

Los inyectores

Los inyectores pueden obstruirse o perder cierta presión, por lo que pueden afectar el funcionamiento del motor, incluso, en algunos casos, puede llegar a detenerse. Para evitar daños en esta pieza, debes hacer un mantenimiento y sustitución del filtro de combustible –sea diésel o gasolina– cada 30.000 kilómetros, y hacer una limpieza de inyectores con frecuencia.

Los filtros de aire, aceite o combustible

Los filtros de aire, aceite o combustible también son muy susceptibles al deterioro con el paso del tiempo. Si alguna de estas piezas se daña, verás afectado el funcionamiento de tu coche, por lo que debes asegurarte de hacer un mantenimiento periódico.

La correa de distribución

La correa de distribución es otro elemento al que debe prestarse atención. Cuando se rompe, puede afectar el funcionamiento del motor y de otras piezas del vehículo. Para evitar daños mayores, debemos hacer el cambio de la correa de distribución antes de que ocurra la avería, cada 60.000 o 160.000 kilómetros, dependiendo del modelo.

La bobina de encendido o motor de arranque

Si tienes problemas para que tu coche de gasolina arranque o ves que hay alguna falla en el motor, puede ser síntoma de averías en la bobina de encendido o motor de arranque. Debes estar atento a su funcionamiento para evitar males mayores.

Desguaces

Sin embargo existen otras piezas de coche baratas con las que puedes ahorrarte un dinero y que puedes encontrar en un desguace autorizado en el que obtendrás su garantía y certificación. Muchos de ellos son desguaces tradicionales y otros disponen de venta online con buscador por referencias y modelos como Desguaces Alcalá, con su Certificación Autorizada.

El motor y sus componentes son uno de los “delicatessen” que puedes encontrar en un desguace. El ahorro puede ser importante, suelen estar revisados y bien clasificados. Es una opción inteligente si tu coche tiene ya unos años.

Además del motor, puedes encontrar piezas prácticamente nuevas como el volante, los asientos, puertas, lunas y paragolpes. Comprueba siempre que se trate de un desguace autorizado y que te faciliten garantía y certificación de cada pieza.

Piezas de recambio con calidad de originales

Cada vez más talleres apuestan por productos de Bosch remanufacturados cuando realizan una reparación, ya que saben que obtienen una excelente relación calidad precio. Este llamado programa de “Remanufacturing” (re-fabricación) se realiza ya para unos 9.000 componentes de coches que forman parte de 27 grupos de productos.

Bosch es el proveedor líder de productos reconstruidos industrialmente, tales como motores de arranque, alternadores, compresores del sistema de climatización, distribuidores de encendido, bombas e inyectores de inyección diesel y otros muchos componentes. La recuperación de los componentes para vehículos no es sólo una alternativa económica para los clientes finales, sino que también protege el medio ambiente, porque se reutiliza la mayor parte de los componentes individuales de los productos. Por eso se requieren menos recursos naturales y se emite menos CO2 a la atmósfera en comparación con la fabricación de un producto nuevo.

Pieza de recambio de Bosch como originales

La demanda de recambios remanufacturados de alta calidad para la reparación de los vehículos ha crecido en los últimos años en todo el mundo. En los EE.UU., el mercado de intercambio tiene en estos momentos un porcentaje de casi el 90 por ciento. También en Europa crece este segmento del mercado de forma continua y con un porcentaje de crecimiento considerablemente más elevado que el mercado global de repuestos que se ha estancado en gran parte. Bosch espera que el mercado de intercambio de componentes remanufacturados crezca en Europa, hasta el año 2015, de tal manera que se alcancen unos 30 millones de productos al año. El programa de intercambio de productos remanufacturados de Bosch fomenta esta tendencia continua para la reparación económica de coches que, al mismo tiempo, protege los recursos naturales y el medio ambiente.

Piezas usadas con calidad de equipo original
Cuando se repara un coche, el taller puede cambiar la pieza defectuosa por una pieza nueva o por una pieza que ha sido remanufacturados en fábrica. Especialmente para los propietarios de coches más viejos, la reparación con componentes nuevos muchas veces no merece la pena.

Todas las piezas de intercambio se reconstruyen en las fábricas de Bosch siguiendo los mismos elevados estándares de calidad que se utilizan para las piezas nuevas. El programa de intercambio funciona como un circuito cerrado. Gracias a una logística eficiente, los productos están a disposición de los clientes sin pérdida de tiempo. Una vez que se ha detectado en un taller un componente averiado, se pide una pieza reparada del mismo modelo y se monta. El componente en mal estado se envía en el embalaje original a Bosch para que se repare en sus instalaciones. Personal especializado de Bosch desmonta el componente en todas sus piezas, limpian todo y cambian las partes más desgastadas y relevantes para la seguridad y lo vuelven a montar todo. Después de pasar por unos estrictos controles de fiabilidad y de calidad que se realizan en las instalaciones de Bosch, la pieza regresa al circuito y está otra vez a disposición de los clientes.

Bosch aplica para la remanufacturación de sus productos los mismos estándares de calidad que aplica para la fabricación de nuevos productos. Por eso, también ofrece una garantía de dos años para los productos intercambio, es decir, la misma garantía que para los productos nuevos. Además, el cliente final paga entre un 30 y un 40 por ciento menos por un producto reparado. En el amplio catálogo de productos remanufacturados de Bosch hay cada vez más componentes para los complejos sistemas de inyección, tanto para motores diesel como de gasolina. Ya durante la fase de desarrollo de los productos se piensa en la posibilidad de que se puedan reparar en caso de defecto.

Evitan emisiones de CO2
Pero no sólo los aspectos económicos hablan en favor de la utilización de piezas reparadas, también la protección del medio ambiente y de los recursos naturales es un factor que tiene mucho peso a la hora de reparar un coche. Por ejemplo los motores de arranque y los alternadores, que son los productos clásicos del programa intercambio, se reparan desde 1965 en la planta de Bosch en Gotinga (Alemania). Para la reparación de los productos no se necesita tanta energía como para la producción de nuevos productos. En 2009, Bosch ha remanufacturado unas 2,5 millones de recambios, con lo que ha evitado la emisión de unas 23.000 toneladas de CO2. Los estudios realizados han dado como resultado que una hectárea de un bosque medio absorbe al año unas 13 toneladas de CO2. En ese sentido, el hecho de que Bosch no envíe 23.000 toneladas de CO2 a la atmósfera, es comparable con una superficie de bosque de 1.923 Ha.

Oferta en todo el mundo con estructuras regionales
Para el negocio con las piezas de intercambio se requiere siempre un flujo de mercancía en dos sentidos, por lo que la tramitación se hace más compleja. Porque no sólo es necesario que la pieza remanufacturada llegue lo antes posible a la tienda de repuestos o al taller. También la pieza averiada deberá enviarse rápidamente al fabricante para que pueda ser remanufacturado.

Por eso, para la tramitación se requieren estructuras regionales. En ese sentido, Bosch reconstruye los productos defectuosos en una red que abarca todo el planeta. De esta manera, el proveedor líder del mercado está en disposición de suministrar al comercio especializado y a los talleres de coches en todo el mundo un amplio programa de piezas de intercambio remanufacturados.

Devolución en el embalaje original de la pieza de intercambio
A la tramitación sin problemas de este intercambio ha contribuido enormemente el sistema de devolución sencillo y bien organizado que se está aplicando, en el que se incluye una bonificación por devolución de los envases. Con las condiciones de devolución claras y el procedimiento llamado “Back in Box” (devolución en caja) – es decir, la devolución del componente defectuoso en el embalaje original de la pieza de intercambio remanufacturada- se garantiza una tramitación rápida y segura. Tampoco es necesario desechar los embalajes, sino que se reutilizan. Además, la devolución de la pieza defectuosa en el embalaje original la protege durante el transporte. Los catálogos multilingües acerca del programa completo y una lista detallada de las piezas de devolución, permiten al cliente identificar sin problemas el repuesto deseado.

Si quieres leer más noticias como Las piezas de coche más caras y que mas se rompen, te recomendamos que entres en la categoría de Recambios y Mantenimiento.


WhatsApp Casacochecurro



MÁS NOTICIAS INTERESANTES

Compartir
WhatsApp
SIGUIENTE >