>
Compartir
WhatsApp

Los 6 trucos que son todo un acierto para que un piso pequeño parezca grande

Cocina pequeña
NOTICIA de Jessica Pascual
19.02.2024 - 13:28h    Actualizado 19.02.2024 - 13:44h

La elección de los colores, distribuir bien el espacio, aprovechar al máximo la iluminación natural o el truco de los espejos. ¿Vives en un piso pequeño y te gustaría ganar algo de amplitud? Es muy fácil conseguirlo. Se trata de poner en práctica pequeños trucos que van a permitirte darle una nueva vida a cada uno de los rincones que tienes en casa al conseguir una mayor sensación de espacio en la vivienda. Son pequeños detalles que suman y con los que te parecerá que tienes una casa nueva.

Muebles que se transforman

Usar muebles que se transforman es la mejor alternativa para pisos pequeños. Se trata de una opción que permite tener un sinfín de mobiliario y sacarle el máximo partido al espacio de casa sin tener que vivir en una casa de 150 metros cuadrados. Una cama abatible que esconde un armario, un zapatero que se convierte en un cabecero o una cama que se convierte en escritorio. Estas son ideas que permiten aprovechar cada metro cuadrado del espacio sin renunciar a tener todas las comodidades que ofrecen algunos de estos muebles.

El uso estratégico de los espejos

La ubicación estratégica de los espejos permite ganar mucha amplitud en determinadas zonas de la casa. Es fundamental colocarlos en espacios donde puedan recibir mucha luz natural, dado que la potencian y permiten ganar muchísima vida en casa.

En los pasillos, en determinadas zonas del salón o en las habitaciones. Los espejos, además de ser un gran aliado decorativo, son una gran apuesta para que un piso pequeño parezca grande. Para conseguir la mayor sensación de espacio, mejor apostar por espejos grandes o hasta ventanales en casa que aumenten visualmente el espacio.

Contraste de colores y tonos claros

Una vivienda cuyas paredes y techos estén pintadas en un único color puede empequeñecer determinados espacios, en especial, si el tono elegido de pintura es ligeramente apagado o con tonos oscuros. Por ello, apostar por tonalidades claras, de colores alegres y hasta contrastes de colores puestos en distintas zonas de las paredes puede ser todo un acierto para ganar sensación de amplitud en la vivienda de una forma fácil y sencilla.

Lo mejor de todo es que pintar una habitación se convierte en una de las reformas más rápidas y baratas que puedes hacer en casa y que cambian drásticamente el ambiente interior de los espacios.

Mesas o decoración de cristal

Es otro de los grandes aciertos. Al igual que los espejos multiplican la luz, las mesas de cristal o muebles que incorporen este material también son todo un acierto para que un piso pequeño parezca más grande. Son la solución perfecta que te permite tener el salón lleno de decoración sin que de sensación de agobio.

Quitar las puertas

Hay puertas de casa que nunca se usan. La del salón, cuarto de estar o la de los pasillos. Si tienes un piso pequeño y quieres ganar amplitud, una de las primeras actuaciones que puedes hacer es quitar estas puertas inservibles y ganar algún que otro metro. Y mucha sensación de espacio.

Una vez quitadas, hay dos posibilidades. Poner unas puertas correderas que te permitan cerrar la puerta en determinados momentos. O, directamente, dejar la zona sin puertas y disfrutar de este preciado espacio que acabas de ganar.

El orden del espacio: la clave

Por último, uno de los consejos básicos a tener en cuenta si lo que quieres es que tu piso pequeño parezca grande es tenerlo todo ordenado. No hay nada como una sensación visual de organización. Da una sensación de mayor espacio y de una casa amplia. Mientras que tener todo tirado y sin ordenar genera una sensación de ruido visual que convierte los espacios en lugares más pequeños.

Y no dejes también de consultar los consejos para que la decoración de un piso dé sensación de mayor amplitud.



WhatsApp Casacochecurro