6 millones de robos en tiendas al año, sobre todo electrónica, perfumería, ropa deportiva y carne


6 millones de robos en tiendas al año, sobre todo electrónica, perfumería, ropa deportiva y carne

Cada año son detenidos seis millones de hurtadores en negocios minoristas, según concluye el nuevo informe «La prevención de pérdidas cambia con el sector minorista», del Centre for Retail Research de Nottingham (Reino Unido), que analiza la evolución global del hurto y la pérdida desconocida en el sector retail desde 2001. De acuerdo con el estudio, la crisis económica global ha repercutido en un aumento del hurto desde 2007 y estos datos sólo representan la punta del iceberg, puesto que más del 78% de las sustracciones son llevadas a cabo por parte de clientes y empleados. Aparatos electrónicos, perfumería y ropa deportiva que se comercializan a precios elevados se encuentran entre los productos más vulnerables ante el hurto. Asimismo, la carne fresca conlleva un alto riesgo de sustracción en supermercados e hipermercados.

La pérdida desconocida afecta en la actualidad a múltiples artículos y áreas de negocio del retail. Además, en algunas empresas, los errores administrativos y contables alcanzan el 50% del total de la pérdida, aunque en término medio represente el 16,2%. Los procedimientos internos poco depurados, la baja supervisión y la escasa formación de los empleados son algunos de los factores que explican esta situación.

Sin embargo, los retailers han empezado a tomar medidas durante los últimos años. En 2011, el 75% de los 50 productos con más riesgo de ser sustraídos estaban protegidos con soluciones EAS (vigilancia electrónica de artículos) de etiquetado en origen u otros sistemas de seguridad especiales, mientras que en 2007 sólo el 60% de estos artículos estaba etiquetado para prevenir la pérdida desconocida.

Inventarios

Más del 86% de los profesionales encuestados consideran la gestión del inventario y/o la prevención de la pérdida desconocida como principales motores para implementar sistemas de RFID (Identificación por Radiofrecuencia).

El estudio también indica que las funciones de los departamentos de prevención de la pérdida desconocida están evolucionando hacia un servicio dirigido a las demás áreas de la empresa. Las nuevas tendencias del mercado, como el comercio online o los sistemas de pago a través de smartphone, conllevan nuevos riesgos para la industria, lo que significa que los expertos en prevención de la pérdida deben trabajar en colaboración con las áreas de tecnologías de la información, almacén y marketing para lograr una posición estratégica en la lucha contra la pérdida desconocida.

El informe señala la necesidad de desarrollar métodos comunes de análisis y usar los datos obtenidos mediante sistemas de vigilancia electrónica y RFID para alcanzar los objetivos de la empresa en cuanto a marketing, operatividad y logística. Esta cooperación no debe ser exclusivamente interna, sino que también es necesario incrementar las relaciones entre los retailers para conocer mejor el fenómeno del hurto en cada ámbito territorial.

Según Per Levin, presidente de Merchandise Visibility Solutions en Checkpoint Systems, «en un entorno siempre variable, nos satisface apoyar a la comunidad global del retail con esta investigación que ofrece puntos de referencia y casos prácticos con el objetivo de ayudar a los retailers a mejorar la disponibilidad de mercancías y el aumento de las ventas de una forma rentable».

Pagamos 142 euros más en la compra por los productos robados

La compra en el supermercado se guía sobre todo por el precio.

El hurto en comercios aumenta y el robo interno por parte de los empleados disminuye por el miedo de los trabajadores a perder su puesto de trabajo. La crisis también trae otras conclusiones, como que  con la crisis acentúa el hurto de alimentos, bebidas y artículos de cuidado personal. Cada familia asume a lo largo del año sobrecostes de 142 euros por los productos que se roban en comercios. A continuación detallamos los productos que más se roban según la tipología de tiendas y establecimientos.

Tipo de minoristaProductos con mayor índice de hurto
Establecimientos de distribución alimentariaVino y bebidas alcohólicas Productos gourmet y delicatessen
Jamón y queso de alta calidad Cárnicos frescos Productos de belleza y aseo personal como cuchillas y espumas de afeitar, cremas hidratantes faciales, productos de maquillaje, perfumes, desodorantes, pastas de dientes, champús y suavizantes Compresas y tampones Pilas
Minoristas especializados en artículos de ocioRopa y calzado (artículos deportivos y marcas internacionales) Complementos de moda (joyas como anillos, pendientes y collares, gafas de sol y bolsos) Pequeños dispositivos electrónicos Juegos electrónicos y sistemas de navegación por satélite/GPS
Minoristas especializados en electrónica y electrodomésticosiPhones/teléfonos inteligentes iPads/tabletas Accesorios de móviles (fundas y auriculares) Portátiles iPods/reproductores MP3 Cámaras digitales Juegos electrónicos y sistemas de navegación por satélite/GPS Impresoras y accesorios DVD Otros artículos pequeños como baterías, memorias USB y tarjetas de memoria
Minoristas especializados en hogar y jardineríaHerramientas Aparatos para el hogar/el edificio (por ejemplo, sistemas de seguridad para el hogar) Bombillas Componentes eléctricos Grifos
Minoristas especializados en modaComplementos de moda Vaqueros Vestidos Ropa deportiva Calzado Lencería/ropa íntima Bañadores Bolsos Chaquetas de cuero Gafas de sol
Minoristas especializados en salud y bellezaLeche para bebés Productos de belleza y aseo personal (cuchillas de afeitar, cremas hidratantes faciales, productos de maquillaje, perfumes, desodorantes, pastas de dientes, champús y suavizantes)
Minoristas mixtosJuegos electrónicos y sistemas de navegación por satélite/GPS Moda (complementos de moda, vaqueros, vestidos, ropa deportiva, calzado, bañadores y gafas de sol) Alimentos y bebidas (artículos pequeños)

España encabeza el hurto en el sector Retail a nivel europeo
Así lo pone de manifiesto el Barómetro Mundial del Hurto en la Distribución 2012-2013, estudio elaborado por Euromonitor International, compañía especializada en estudios de mercado, con la colaboración de Checkpoint Systems, proveedor de soluciones para la gestión de la pérdida desconocida.

Las ventas de los establecimientos minoristas españoles ascendieron en 2012 a 186.900 M€ y el índice de pérdida desconocida fue del 1,4% sobre ventas, representando un total de 2.617 M€. El 50% de estas mermas corresponde a hurtos externos, el 27% son cometidos por empleados, cifra que experimenta un descenso debido al temor ante la pérdida del empleo; el hurto perpetrado por proveedores supone un 5% del total; y un 18% se debe a errores administrativos. Los costes de la pérdida desconocida han supuesto a cada familia española en 2012 una media de 142 €.

Los porcentajes de las distintas causas de la pérdida desconocida se refieren a estimaciones correspondientes a todo el país. No obstante, los porcentajes señalados por los entrevistados varían considerablemente. Por ejemplo, el hurto externo se sitúa entre el 25% y el 80%, en función de las medidas de prevención de pérdidas aplicadas por la empresa. Los porcentajes también varían de un canal de distribución a otro: por ejemplo, los de los establecimientos de distribución alimentaria se sitúan por encima de la media, mientras que los de las tiendas de bricolaje están por debajo de la media. Estas diferencias se deben al tipo de productos que se venden en los diversos canales.

El sector minorista se está viendo afectado en gran medida por la crisis económica. De 2007 a 2012 cerraron en España 45.264 comercios, pasando de 553.639 a 508.375 según los datos de Euromonitor. En cuanto a las ventas también han sufrido en nuestro país una caída en estos años: de 210.002 M€ alcanzados en 2007 a 186.900 M€ registrados en 2012, lo que representa un decrecimiento anual medio del -2% durante el periodo.

Se roban más alimentos por la crisis
El comportamiento del hurto también se ha visto modificado por la crisis, aumentando especialmente el hurto de alimentos, bebidas y artículos de cuidado personal. Los artículos de alimentación, moda y electrónica siguen siendo los que más sufren los efectos de la pérdida desconocida y los productos pequeños, fáciles de hurtar, son los que presentan mayores mermas: alimentos, ropa interior y dispositivos electrónicos. Los índices de estos sectores se sitúan por encima de la media, alcanzando en algunos casos un 2%.

La inversión en prevención de pérdidas de los minoristas españoles en 2012 ha sido de media del 0,1% sobre la cifra de negocios, 186,9 M€. Según los minoristas entrevistados, la mejor arma contra el hurto consiste en combinar distintas medidas de seguridad. Entre las más usadas se encuentran las soluciones de protección electrónica de artículos (EAS), etiquetas duras para la ropa, las soluciones que permiten una libre exposición como las denominadas ‘arañas’ para las cámaras, cajas protectoras para móviles y perfumes, y collarines de protección para bebidas alcohólicas. Otras herramientas contra el hurto que están al alcance de los minoristas son el etiquetado en origen así como la formación del personal de tienda.

“La evolución de la pérdida desconocida entre 2000 y 2012 – explica Mariano Tudela, Director General de Checkpoint Systems para el Sur de Europa y Francia- refleja para España un periodo de estabilidad entre 2008 y 2010 gracias a un incremento de la inversión en seguridad, seguido de un crecimiento en 2011 que se ha consolidado en 2012. Estos últimos datos revelan que las empresas deben invertir en la instalación y renovación de sus sistemas de protección si no quieren ver cómo les aumenta el hurto en sus establecimientos”.

El hurto a nivel mundial
En 2012 el coste de la pérdida desconocida para la industria minorista de los 16 países que forman parte del estudio y situados en Europa, América y Asia Pacífico, fue de 88.800 millones de euros, representando el 1,4% de las ventas. Según el informe, el hurto ha aumentado en la mayoría de países analizados, con crecimientos observados tanto en lo que se refiere al hurto externo, como al interno y a la delincuencia organizada.

Los países que registran menores índices de pérdida desconocida son Japón (1%), seguido de Hong Kong, Australia y Alemania (1,1%). En EEUU el índice se sitúa en el 1,5% de las ventas. Las tasas más altas se registran en Brasil y México con el 1,6% sobre ventas.

Los productos que presentan un mayor índice de hurto son los accesorios de moda, jeans, zapatos, ropa interior, artículos electrónicos de elevado valor, productos de salud, juegos electrónicos, GPS y accesorios para móviles.

Los minoristas entrevistados que realizan grandes inversiones en prevención piensan que manejan bien la pérdida desconocida y presentan índices por debajo de la media del país. Los minoristas de Reino Unido y Alemania, por ejemplo, aseguran que las mejoras implementadas en prevención de pérdidas les han ayudado a mantener el hurto bajo control. En general, los minoristas entrevistados sostienen que mantendrán o aumentarán sus inversiones en prevención de pérdidas, pero en ningún caso prevén reducirlas. El estudio destaca la RFID (Identificación por Radiofrecuencia) como importante tecnología para las aplicaciones de prevención del hurto, además de permitir la gestión de inventario. Muchos comercios minoristas ya han empezado a implementar la RFID tanto en soluciones para la visibilidad de la mercancía como para la reducción del hurto.

Los minoristas continúan diferenciando fundamentalmente dos tipos de hurto: los que se cometen aprovechando la oportunidad y los que se perpetran con fines comerciales. Los primeros suelen afectar a artículos de poco valor o de valor medio, como los pro­ductos de belleza y aseo personal, los accesorios electrónicos y cualquier producto atractivo que, de pronto, pueda considerar­se una oportunidad de hurto. Los hurtos con fines comerciales tienen por objeto la reventa de los artículos hurtados, de modo que suelen afectar a los artículos de más valor, que son los que reportan más beneficios.

Según Euromonitor International, “la pérdida desconocida es una amenaza para los minoristas de todo el mundo y por ello las empresas están dispuestas a invertir en métodos eficaces, así como a colaborar con empresas de tecnología especializadas en este tipo de soluciones”.

Per Levin, presidente de Shrink Management Merchandise Visibility Solutions de Checkpoint Systems, explica que «algunos minoristas están implementando soluciones basadas en la RFID que combinan la protección con la visibilidad del producto. Estas soluciones, junto con la formación del personal, abren nuevos horizontes para reducir las pérdidas, mejorar la disponibilidad de mercancía y aumentar las ventas de los minoristas».

El Estudio
El Barómetro Mundial del Hurto en la Distribución 2012-2013, llevado a cabo por Euromonitor International y patrocinado por Checkpoint Systems, analiza el impacto económico del hurto en el comercio minorista mundial. Han participado 157 empresas de 16 países que aglutinan 160.000 tiendas. El estudio tiene por objeto conocer los índices de pérdida desconocida de cada país, así como las causas principales de dichas pérdidas y los sistemas de prevención.

Si quieres leer más noticias como 6 millones de robos en tiendas al año, sobre todo electrónica, perfumería, ropa deportiva y carne, te recomendamos que entres en la categoría de Trabajos.


AUTOR
Javi Navarro es periodista y el creador de CasaCocheCurro.com, un diario con información interesante que publica noticias prácticas para que les saques provecho en tu día a día. Puedes consultar cualquier duda contactando con Javi Navarro en su correo javi@casacochecurro.com. También puedes saber un poco más de su trayectoria profesional como periodista si echas un vistazo a su perfil en LinkedIn.
Logo Red Social

WhatsApp Casacochecurro


MÁS NOTICIAS INTERESANTES



Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies