Aprende a elegir los colores que decoran tu hogar


Aprende a elegir los colores que decoran tu hogar

¿Cómo aplicar la colorterapia en la vivienda? «La elección de los colores de tu casa puede acabar influyendo en tu estado emocional, en los días tristes o alegres que tienes a lo largo de tu vida», según Luis Sancho, director general de Tenders.es. Por ejemplo, el blanco es una apuesta segura: además de aportar una gran sensación de limpieza, amplía el efecto visual del espacio. Pero te damos más consejos con los colores que pueden decorar tu vivienda.

Cromoterapia al pintar

¿Sabías que el color de las paredes de tu dormitorio, el rojo del sofá del salón, el estampado de los visillos de la habitación, las flores de las baldosas del baño o el tono de la vajilla de la cocina pueden influir de manera decisiva en tu estado de ánimo? La cromoterapia o colorterapia, una creencia que se conoce desde la Antigüedad, apuesta por emplear la gama cromática como elemento curativo, estimulante o antidepresivo. «Si tu elección acaba influyendo en tu estado emocional, en los días alegres o tristes que tienes a lo largo de tu vida, no está de más tener en cuenta la cromoterapia a la hora de decorar tu hogar», asegura Luis Sancho.

El hogar de cada persona responde a unas necesidades específicas, no es igual pintar una habitación cuando lo que se quiere es relajarse o cuando lo que se pretende es activarse.

Cada color aporta un significado a la persona que lo está percibiendo y una emoción, positiva o adversa dependiendo del caso. Ante la duda, los expertos de Tenders recomiendan mejor colores claro que oscuros. «Al final tu hogar forma parte de ti, por lo que tus propios instintos son los únicos que pueden guiar la decoración de tu casa», asegura Fernando de Córdoba, responsable del departamento de Estudios del portal y de ‘Me gusta mi casa’ en Facebook, una comunidad de decoración e interiorismo en la red social.

Recomendación: colores claros

Hasta hace muy poco tiempo la tendencia a la hora de escoger los colores de las paredes de muchas viviendas apostaba por los tonos cálidos que logran ambientes mucho más acogedores, pero de un tiempo a esta parte se apuesta por tonos más frescos con colores fríos. El azul, el violeta o los grises aportan mucha más amplitud a los espacios donde se utilizan y reflejan mejor la luz que los tonos cálidos o muy fuertes como el rojo, que a día de hoy se reservan para pintar, por ejemplo, una única pared de una estancia

La paleta para pintar

«Los colores pueden variar mucho en función del matiz que tengan», dice Fernando de Córdoba. No es lo mismo emplear el azul claro, que por lo general inspira tranquilidad, que darle una tonalidad más intensa con la que crearemos un ambiente sobrio.

Lo mismo ocurre con el verde. Si decidimos usarlo, por ejemplo, para pintar una habitación infantil con un tono pastel, obtendremos una estancia cálida y agradable, mientras que si elegimos un tono más fluorescente podemos llegar a convertir la habitación en un lugar perturbador y desorientador. Aunque el color que representa a la naturaleza no es el mejor ejemplo, muchas veces está tachado en la decoración por asociarse a hospitales y consultorios médicos.

Rojo

El color que nunca deja indiferente a nadie es el rojo, que siempre es considerado como el tono cromático con más poder para llamar la atención. Sin embargo, a la hora de utilizarlo en la decoración otorga una sensación de gran calidez y crea espacios muy acogedores.

A día de hoy pocas personas se arriesgan a la hora de pintar las paredes de su hogar en rojo, y sólo los más osados o vanguardistas se atreven a utilizarlo en algunas de las paredes de su casa. Para una cosa o para otra, no conviene abusar de sus poderes estimulantes.

Naranja

Muy cercano en la escala cromática al rojo se encuentra el naranja, que pese a ser un color muy llamativo, otorga muchísima calidez y alegría a un hogar. Aunque tampoco es fácil usarlo a la hora de decorar. El naranja puede combinarse con elementos blancos y limpios en habitaciones amplias porque el efecto óptico que produce tiende a reducir los espacios.

Además, se debe tener en cuenta que este tono a menudo despierta el apetito, por lo que utilizaremos esta cualidad para emplearlo o prescindir de él a la hora de decorar la cocina. Precisamente el color ‘mandarina Tango‘, ha sido elegido color del año por la compañía Pantone, que anualmente crea las paletas de colores utilizadas en diseño y publicidad.

Amarillo

El amarillo, un color asociado a la mala suerte en el mundo del espectáculo, es sin embargo un tono muy popular en la decoración por su apariencia alegre y sus cualidades para estimular la actividad mental.

Una tonalidad fuerte es perfecta para un salón, mientras que si decidimos usarlo para un lugar más tranquilo, como un dormitorio, deberemos emplearlo en una tonalidad suave por los efectos perturbadores que puede generar.

Lo cierto es que los diseñadores de interiores lo utilizan siempre con ciertas precauciones porque al mismo tiempo que transmite una gran calidez, es uno de los colores más agresivos de la paleta.

Rosa

Por su parte, el color rosa ha dejado de ser un tono exclusivamente femenino para convertirse en un imprescindible para los que gustan de estar a la última moda en tendencias decorativas. Emocionalmente evoca relajación, enamoramiento y sensibilidad aunque también depende de la tonalidad que escojamos.

Mientras el fucsia se asocia más con la estética pop y el rosa carmín con la decoración de corte vintage, el rosa pastel sigue siendo el más popular a la hora de decorar la habitación infantil de una niña.

Negro

Si nos referimos al negro, hablamos de elegancia, poder, misterio y muerte. Se utiliza a menudo para lugares de corte minimalista, sobre todo por su facilidad para contrastar con colores brillantes como el rojo.

Sin embargo, no aporta muchos beneficios a nivel emocional porque se le asocian características negativas como el dolor, la tristeza o lo oculto.

A la hora de utilizarlo en la decoración, hay que tener en cuenta que este color no refleja la luz, por lo que acerca los planos y se reducen considerablemente los espacios. Si optamos por el color más elegante por excelencia, debemos hacer un uso limitado, bien para muebles lacados o bien para utilizarlo frente a la claridad del resto del mobiliario.

Blanco

La cocina y el baño son dos estancias en las que sobre todo debe primar la sensación de limpieza. De ahí que se recurra con frecuencia al blanco o a las diferentes tonalidades de azul para las paredes, aunque la última tendencia en decoración apunta a insertar pinceladas de color (electrodomésticos, azulejos, elementos textiles).

En definitiva, sobre colores no hay nada escrito, pero si lo que no queremos es arriesgar ni meter la pata, los tonos neutros como el blanco o el crudo son la opción más viable. Al representar un color ‘puro’, funciona como perfecto armonizador entre elementos diferentes, combinando con el resto de colores.

Si quieres leer más noticias como Aprende a elegir los colores que decoran tu hogar, te recomendamos que entres en la categoría de Hogar.


AUTOR
gravatar
Javi Navarro es periodista y el creador de CasaCocheCurro.com, un diario con información interesante que publica noticias prácticas para que les saques provecho en tu día a día. Puedes consultar cualquier duda contactando con Javi Navarro en su correo javi@casacochecurro.com. También puedes saber un poco más de su trayectoria profesional como periodista si echas un vistazo a su perfil en LinkedIn.
Logo Red Social

WhatsApp Casacochecurro


MÁS NOTICIAS INTERESANTES

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies
Compartir
WhatsApp