Cómo conseguir dinero rápido

Cómo conseguir dinero rápido.
NOTICIA de Javi Navarro
31.12.2020 - 06:24h    Actualizado 31.12.2020 - 08:34h

¿Qué puedo hacer si necesito dinero rápido? Ante la necesidad de dinero de forma inmediata por un pago que no se había previsto, un gasto extra o la falta de empleo, ¿cómo consigo dinero si me hace falta? El problema siempre es el mismo: falta de liquidez. Cuando nuestros ingresos no nos permiten realizar un pago… los números no cuadran y todo se nos pone patas arriba en el presupuesto mensual que se había planeado.

Si tu duda es cómo conseguir dinero rápido debes saber que hay diferentes maneras de ganar dinero de forma legal o de obtener un préstamo: revisamos a continuación todas las oportunidades para conseguir dinero de una forma rápida que existen.

>> Cómo conseguir dinero con un primer minicrédito sin comisiones

Cómo ganar dinero rápido

¿Quieres ganar dinero fácil, rápido y legal? Cuando el objetivo es obtener más dinero, las vías son muchas. Y es que los hogares españoles han visto como su calidad de vida se ha visto reducida en más de la mitad en tan solo 5 años al igual que las empresas han visto cómo se les niegan las líneas de crédito. ¿Qué opciones hay cuando se necesita dinero?

Lo primero que hay que conocer es a quién acudir: el banco, una financiación específica, un crédito online, una empresa de las que ofrecen préstamos instantáneos… ¿Quién me puede prestar dinero o darme financiación? ¿Qué me hará falta para solicitarlo? Mejor tener las cosas claras, así que analicemos las opciones.

Riesgos del dinero rápido

Las dificultades económicas de las familias y la necesidad de acceder a financiación personal al margen de las entidades financieras tradicionales (bancos y cajas) han favorecido que proliferen empresas y particulares que ofrecen dinero rápido “y sin condiciones” destinados a los consumidores en apuros.

Esta situación crítica puede convertir a los consumidores en presa fácil de modalidades de financiación con condiciones desequilibradas y muy costosas. Así, por ejemplo, por un préstamo “urgente” de 3000 euros, se puede llegar a tener que devolver, al cabo de cuatro años, hasta 5.424 euros, es decir casi el 100% más.

Prestar atención a las condiciones que realmente deben importarnos (y que no es “la cuota a pagar”)

La característica esencial de estos préstamos es su coste, expresado en la TAE (tasa anual equivalente). Si sólo nos fijamos en la “cuota” a pagar, estaremos pasando por alto el principal dato que nos permitirá saber cuánto nos va a costar el crédito, y comparar entre distintas entidades. Conviene calcular qué cantidad total terminaremos pagando a la entidad crediticia y compararla con la que hemos solicitado: nos sorprenderá saber cuánto devolvemos “de más”.

Además, conviene prestar atención a los posibles intereses de demora (los que se aplican si no pagamos una cuota), recordando que el art. 19.4 de la Ley 7/1995 de crédito al consumo fija como inaceptable un interés de demora superior a 2,5 veces correspondiente al interés legal del dinero (en la actualidad del 4%).

Comparar el interés que nos piden con otros productos de crédito

El interés (nominal) suele estar alrededor del 22-24%, mientras que en los “tradicionales” están en torno a un 10-12%.

Conocer las comisiones de apertura y cancelación que deberemos pagar

Existen tanto en los tradicionales como en los préstamos rápidos. En estos últimos, la información es poco transparente y, en ocasiones, se oculta. En algunos casos, las comisiones de apertura pueden alcanzar hasta el 10%.

Fijarnos si nos obligan a contratar un seguro

La mayoría de las entidades los establecen como obligatorios, aunque no informan de ello con la suficiente transparencia, a pesar de ser clave para poder calcular el coste total (TAE) del préstamo.

Sopesar los riesgos y ventajas de estos productos

El principal inconveniente es su elevado coste, la información poco transparente que ofrecen (se llama la atención más sobre la cuota que sobre el interés que se aplica) y la facilidad con que se logran, que invita a reflexionar poco sobre su conveniencia.

Es muy importante reflexionar sobre los riesgos en los que incurrimos en caso de impago, en particular en aquellos contratos en los que el aval es la vivienda habitual.

Las “ventajas”: son una manera rápida y sencilla de conseguir financiación, el usuario no necesita explicar a qué irá destinado y se ofrecen plazos amplios de devolución. Son una solución a corto plazo, pero que incrementa el sobreendeudamiento.

Tomar precauciones en la entrega, por correo, de objetos de valor como aval

Algunos de estos créditos contratados online, nos ofrecen dinero rápido a cambio de entregar, como aval, una prenda u objeto de valor. Para evitar engaños, en caso de no existir oficina “física” para esta entrega, nos debemos asegurar que tanto en el envío (por correo o mensajería), como en su devolución, se acredite el valor real del bien. Debemos rechazar envíos por correo meramente certificados donde solo queda confirmación del envío, pero no de su contenido.

Consultar, antes de firmarlo, las condiciones del contrato

Debemos leer todas las cláusulas y consultar aquellas condiciones que le resulten inciertas.

Cómo conseguir dinero fácil

Una de las alternativas tradicionales a la financiación a través de un banco y que está creciendo mucho en Internet son las plataformas de crédito online que ofrecen minicréditos o créditos rápidos. Es, sin duda, una fórmula de conseguir dinero rápido en tan sólo unos minutos con los minicréditos.

Muchas plataformas de préstamos de dinero rápido han surgido en los últimos años y están encontrando su hueco en el mercado gracias a que son muy ágiles respecto a los bancos y simplifican el proceso casi convirtiéndose en préstamos instantáneos, una alternativa para cuando necesitas dinero rápido.

Es muy importante revisar los costes de estos créditos rápidos y el tiempo de devolución, después, en apenas 10 minutos pueden estar concedidos a través de la solicitud online y completar unos mínimos datos online. En resumen, dinero rápido y dinero fácil.

Si quieres conseguir dinero rápido pero no quieres pedir un préstamo o un minicrédito, puedes conseguir un dinero extra desde casa haciendo manualidades y otras actividades que te generarán unos pequeños ingresos.

Si quieres leer más noticias como Cómo conseguir dinero rápido, te recomendamos que entres en la categoría de Préstamos y Créditos.


WhatsApp Casacochecurro



MÁS NOTICIAS INTERESANTES

Compartir
WhatsApp
SIGUIENTE >