Hacienda acusa de fraude a los autónomos


Los trabajadores y pensionistas declaran anualmente a la Hacienda Pública una media de 8.300 euros más que los pequeños empresarios y profesionales liberales, y alrededor de 8.500 euros más si se compara con los microempresarios, según la III edición del Informe de la Lucha Contra el Fraude Fiscal en la Agencia Tributaria, elaborado por los Técnicos del Ministerio de Hacienda (GESTHA) a partir de la última estadística del IRPF-2009, declarado en junio de 2010.

—1 agosto Casacochecurro.com Según Hacienda, los asalariados y pensionistas declararon el pasado año 19.359 euros de media, lo que supone un 75% más que lo declarado por los pequeños empresarios y los profesionales liberales, que obtuvieron unos rendimientos medios de 11.036 euros. Asimismo, los ingresos declarados por los microempresarios se movieron también por debajo del mileurismo, situándose en una media de 10.832 euros, es decir, los trabajadores y jubilados declaran un 79% más que ellos.Para el secretario general de Gestha, José María Mollinedo, «la crisis en 2009 afectó a los profesionales y pequeños empresarios que redujeron sus beneficios, sufrieron pérdidas, e incluso su número neto disminuyó en 73.991 declarantes, pero la crisis también afectó a los trabajadores, aumentando el número de desempleados en 1.118.600 personas sólo en 2009. No es creíble que durante los últimos 16 años, década de expansión económica incluida, un empleado o pensionista gane de media más que un pequeño empresario, notario, arquitecto, médico o abogado por citar algunas profesiones liberales bien remuneradas. De ser esta la realidad, ¿quién emprendería un negocio para aspirar a ser mileurista?».

Un fraude estructural y masivo

El estudio, que analiza las diferencias entre las rentas netas declaradas por empresarios y asalariados en una serie histórica desde 1993, evidencia cómo la brecha entre ambos colectivos ha ido incrementándose año tras año hasta alcanzar su mayor diferencial en este último ejercicio, debido a la existencia de un «fraude fiscal estructural y masivo» entre los autónomos que tributan de media en el IRPF por debajo del mileurismo.

En opinión de Gestha, esta brecha fiscal entre los ingresos declarados por trabajadores y empresarios evidencia que el «componente estructural» del fraude fiscal tiene mucho mayor peso que el componente coyuntural de la crisis económica, aunque reconoce que la crisis también ha influido, como lo demuestran los 22.785 autónomos que causaron bajas netas en la Seguridad Social en 2009.

Para los técnicos de Hacienda, desde la creación de la Agencia estatal Tributaria, la brecha fiscal con los empresarios no solo no se ha corregido, sino que ha aumentado entre seis y casi cuatro veces más respecto a los trabajadores y pensionistas.

Madrid protagoniza las mayores diferencias

Por comunidades autónomas, los datos de Gestha muestran que las mayores diferencias entre las rentas declaradas por asalariados/pensionistas y los pequeños empresarios/profesionales liberales se localizan en la Comunidad de Madrid (10.776 euros), Asturias (9.815 euros), Cataluña (8.765 euros), Cantabria (8.666 euros), Galicia (8.578 euros), Castilla-la Mancha (8.319 euros), Andalucía (7.600 euros), Baleares (7.448 euros) y Castilla y León (7.401 euros). Por el contrario, las regiones donde estas diferencias son menos acentuadas son Murcia (6.871 euros), Comunidad Valenciana (6.480 euros), Canarias (5.984 euros), Extremadura (5.545 euros), Aragón (5.452 euros) y La Rioja (5.401 euros).Si se comparan los ingresos netos declarados por trabajadores y microempresarios, el mayor diferencial se aprecia también en la Comunidad de Madrid (14.782 euros), seguida de Cataluña (10.532 euros), Asturias (8.802 euros), Cantabria (7.983 euros), Aragón (7.908 euros), y Baleares (6.954 euros). Le siguen, Canarias (6.757 euros), Castilla y León (6.507 euros), Castilla-la Mancha (6.367 euros), Andalucía (6.291 euros), Galicia (6.116 euros), Comunidad Valenciana (5.928 euros), La Rioja (5.849 euros), Murcia (5.636) y Extremadura (4.002) con las menores diferencias.

De «lo más fácil» a «lo más difícil»: recetas para reducir las grandes bolsas de fraude

Sin embargo, para los técnicos de Hacienda, aunque estas cifras revelan un fraude fiscal masivo entre los autónomos, no debe olvidarse que estos apenas representan el 8,6% del total del fraude fiscal en nuestro país al ser titulares generalmente de pequeños negocios.Según este colectivo, la Agencia Tributaria del Estado está perdiendo la batalla contra el fraude fiscal con una estrategia de actuación claramente equivocada, centrada en «lo más fácil» como es el control de las rentas del trabajo y de los autónomos en lugar de inspeccionar «lo más difícil», como son las bolsas de fraude que representan las grandes fortunas y las empresas de gran tamaño, principales responsables de la evasión fiscal en nuestro país.Según Mollinedo, «los pequeños empresarios buscan sus artimañas para tratar de eludir los pagos de Hacienda. Frecuentemente realizan ventas sin IVA, el conocido por todos ‘con IVA o sin IVA’, inflan los gastos pasando las compras personales como gastos de la empresa, o en demasiadas ocasiones manejan facturas falsas para contabilizarlas como gasto y poder deducirse un IVA no generado por el desarrollo de su actividad».Por ello, con el fin de atajar el fraude de autónomos y grandes empresas, Gestha propone la elaboración de estudios plurianuales de economía sumergida desagregados por territorios, sectores e impuestos, para calibrar con mayor precisión dónde, quién y cómo se produce el fraude existente. Con ello, el Parlamento podría fijar objetivos prioritarios de reducción del fraude fiscal y en las subvenciones y de aumento de la eficiencia del gasto público, verificando anunalmente los resultados de la AEAT y la IGAE.Asimismo, Gestha aboga por aumentar la responsabilidad de los Técnicos con la creación de un Cuerpo Superior (CSTH) que autorice a los más de 8.000 técnicos a investigar las grandes bolsas de fraude. Con esta habilitación y un plan eficaz de prevención del fraude, la Agencia Tributaria podría reducir en diez puntos la bolsa de economía sumergida en España, que actualmente supera los 245.000 millones anuales, situándose en niveles de fraude similares a los países de la Unión Europea. Esto supondría una recaudación adicional de 38.500 millones de euros anuales con los que estabilizar las cuentas públicas sin recurrir a drásticas medidas de recorte del estado del bienestar.Finalmente, Gestha plantea otras iniciativas como el Consorcio o la colaboración efectiva entre Administraciones tributarias estatal, autonómicas y locales, la creación de una base de datos tributaria compartida entre ellas, así como la adopción de medidas fiscales sobre la tributación de pymes y autónomos, los contribuyentes y las sociedades con ingresos muy altos, Sicavs y ganancias patrimoniales especulativas con las que se mejoraría la prevención del fraude.

 

Si quieres leer más noticias como Hacienda acusa de fraude a los autónomos, te recomendamos que entres en la categoría de Autónomos.

¿Te ha parecido interesante el artículo? Vota con 5 estrellitas para que escribamos más contenido relacionado:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas Pon 5 estrellitas si quieres más artículos como este

AUTOR
Javi Navarro es periodista y el creador de CasaCocheCurro.com, un diario con información interesante que publica noticias prácticas para que les saques provecho en tu día a día. Puedes consultar cualquier duda contactando con Javi Navarro en su correo javi@casacochecurro.com. También puedes saber un poco más de su trayectoria profesional como periodista si echas un vistazo a su perfil en LinkedIn.
Logo Red Social

WhatsApp Casacochecurro

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies