Una de cada cuatro nuevas empresas opera como franquicia en el sector de Hostelería y Restauración


El sector de la franquicia pone de manifiesto su dinamismo, incluso en momentos complejos como los actuales, ha sido capaz de adaptarse a nuevas situaciones y entornos. La Restauración ocupa el primer lugar, con 18 nuevas marcas, y un peso del 25% del total, seguida de Tiendas Especializadas, con 16 enseñas y Servicios Especializados, con 15. Más lejos quedan el sector de Estética, con 6 nuevas marcas, Consultoría, con 5 y Moda con 4. Cataluña y Madrid, vuelven a mostrar su liderazgo en cuanto a creación de empresas y presencia de la franquicia en el tejido empresarial.


Los motivos que las nuevas empresas han señalado como claves a la hora de elegir esta fórmula de expansión han sido: en primer lugar conseguir crecimientos más rápidos mediante inversión ajena, ganar posición competitiva y aumentar el tamaño de sus empresas. La consultora especializada Tormo Asociados ha dado a conocer estos datos que, en los últimos nueve meses, cerca de 100 empresas han iniciado los pasos para franquiciar. De este total, 72 marcas han comenzado ya su expansión y aportan 490 unidades, 211 de las cuales son propias.

Otro dato destacable es el número, cada vez mayor, de grandes marcas nacionales e internacionales que apuestan, completa o parcialmente, por esta fórmula para dar respuesta a sus necesidades de expansión y atender a un consumidor cada vez más exigente, que requiere un trato más cercano y que valora la capacidad de las marcas para entender sus necesidades y adelantarse a sus demandas. Para dar respuesta a esta tendencia, la franquicia ha demostrado ofrecer múltiples ventajas.

Cataluña y Madrid en cabeza:
Cataluña y Madrid, vuelven a mostrar su liderazgo en cuanto a creación de empresas y presencia de la franquicia en el tejido empresarial. Así, Cataluña registra 17 nuevas incorporaciones, y Madrid 15 más, lo que suponen un 44,5% del total, estableciendo una diferencia significativa con otras Comunidades Autónomas.

Es de destacar el impulso de algunas regiones como Galicia, País Vasco, Murcia, Navarra y los dos archipiélagos, al tiempo que otras se debilitan o no tienen ningún protagonismo.

Las grandes marcas, ganan peso:
Además de la incorporación de estas 72 nuevas marcas franquiciadoras, la consultora señala otra tendencia también creciente desde hace pocos meses: la incorporación de grandes marcas en la franquicia.

Empresas como Adidas (con 2.400 tiendas por todo el mundo), Swarovski (con 2.000), Carrefour, Caprabo, Danone, Geox, Nike, Nokia, Apple, Custo, Timberland, Tous, Melia, Osborne, Gaes, Hertz, Yoigo, Alain Afflelou, Swatch, Ikea, etc. y otras como Yanes, Hard Rock Café, Clack, Multiópticas, Cottet, etc, han iniciado recientemente un proceso de incorporación a este sector hasta la fecha reservado a las empresas con menor capacidad para crecer con recursos propios.

Algunos de los motivos para abordar la expansión en franquicia en las grandes marcas son los siguientes:

• Diversificación

Algunas compañías extienden una red comercial franquiciada como un canal de negocio que genere ingresos adicionales a sus balances. En muchos casos, se persigue también crear una línea comercial directa hacia sus clientes. De esta forma, se posibilita la definición de estrategias de fidelización hacia un canal de distribución cautivo y conocer más directamente las preferencias del cliente final y planificar así suministros y oferta.

• Fórmula para el exterior

Determinadas empresas emplean la franquicia para expandir una marca de forma rápida y con garantías en mercados lejanos. Es la vía para conectar el conocimiento de la marca, con el conocimiento del mercado local a través de un socio local.

• Atender una línea de negocio de la compañía.

En ocasiones, la marca externaliza un área comercial o técnica bien para captar las ventas del cliente final o bien para encargarse del mantenimiento de un producto.

• Rápida expansión.

La franquicia permite una expansión rápida y a menor coste. Existen sectores que requieren una capilaridad importante y ello solo es posible reduciendo costes de apertura apoyándose en socios.

• Gestión profesional.

La garantía de un franquiciado propietario al frente del negocio ofrece mejores perspectivas de gestión del punto de venta.

• Efecto reacción:

La irrupción en el mercado de un competidor puede modificar el mercado y obligar al operador a replantease su estrategia, especialmente en sectores obsoletos. Casos como este se han producido recientemente en sectores como el de la alimentación o las ópticas.

• Proximidad con el cliente.

Numerosas marcas, apuestan por la franquicia motivados por la idea de ganar proximidad con su cliente, y controlar toda la cadena de valor del producto. La franquicia se convierte en estos casos en la solución a la deficiente defensa de la marca de otros modelos de distribución.

Uno de cada cinco restaurantes ya pertenece a una franquicia

El mercado de restaurantes mantiene en 2011 la tendencia a la baja de los tres años anteriores, estimándose que cerrará el ejercicio con unos 16.600 millones de euros, un 4% menos que en 2010. Los establecimientos de comida rápida siguen destacando como el único formato que crece. El escenario de retroceso de las ventas determina que siga aumentando la concentración sectorial, de tal modo que las cadenas de restaurantes reunieron de forma conjunta el 32% del valor del mercado en 2010, ocho puntos porcentuales más que en 2007 o que las cadenas concentran ya el 20% de los restaurantes y un tercio del negocio del sector. Estas son algunas conclusiones del Informe Especial publicado recientemente por DBK, empresa especializada en la elaboración de estudios de análisis sectorial.

Según DBK, el mercado de restaurantes mantuvo durante 2010 la tendencia a la baja de los dos años anteriores, en un contexto de debilidad del consumo privado, reducción del número de visitas a establecimientos de restauración y disminución del ticket medio por visita. Así, la facturación sectorial se situó en 17.300 millones de euros, tras las caídas del 16% y el 6% registradas en 2009 y 2010, respectivamente.

El segmento de restaurantes sin servicio en mesa registró un crecimiento del 1% en 2010, gracias la positiva evolución de los locales de comida rápida, cuya facturación aumentó un 3%. El segmento, que incluye además a los autoservicios tradicionales, aumentó su participación en el conjunto del mercado hasta el 17%, con algo más de 2.900 millones de euros La facturación de los restaurantes con servicio en mesa, por su parte, se cifró en 12.550 millones de euros, un 8% menos que en 2009. En este segmento la restauración informal continuó aumentando su cuota de participación frente a la restauración tradicional.

La mejor evolución de los segmentos de comida rápida y la restauración informal frente al resto de tipos de establecimientos se ha traducido en los últimos años en el aumento de la penetración de las cadenas de gestión moderna, en detrimento de los operadores con una gestión menos avanzada de sus operaciones.

Las previsiones para el bienio 2011-2012 apuntan a nuevos descensos del volumen de negocio sectorial, en un contexto marcado por la prolongación de la debilidad del consumo privado. Se prevé una caída del 4% del mercado en 2011, hasta los 16.600 millones de euros, y un descenso menos acusado en 2012, de alrededor del 1,5%. De este modo, el volumen de negocio sectorial se situará en 16.350 millones de euros en este último año.

Estructura de la oferta
En enero de 2011 operaban en España 64.875 empresas gestoras de establecimientos de restauración, que contaban con 72.527 establecimientos. A pesar de la adversa situación económica, que ha hecho desaparecer numerosos establecimientos en los últimos años, las empresas organizadas en cadenas aumentaron su número de locales un 6% en 2010, debido tanto a la entrada de nuevas compañías como a la ampliación y diversificación de las redes de establecimientos de empresas ya operativas.

Alrededor del 20% de los establecimientos de restauración estaban integrados en cadenas en 2010, considerando como tales las que engloban a tres o más establecimientos bajo una misma enseña. Así, unos 14.500 locales estaban adscritos a cadenas y alrededor de 58.000 eran independientes. En 2010 las cadenas de restaurantes reunieron el 32% del valor del mercado, con 5.600 millones de euros, ocho puntos porcentuales más que en 2007.

Las cinco primeras empresas aglutinaron una cuota de mercado del 8,4%, que aumentó hasta el 13,6% al considerar a las veinte primeras, dos puntos porcentuales más que en 2008. Únicamente diez grupos facturaron más de 50 millones de euros en 2010 por la explotación de establecimientos propios en España y por los cánones y royalties de los establecimientos cedidos en franquicia, y solo seis superaron los 100 millones de euros.

Si quieres leer más noticias como Una de cada cuatro nuevas empresas opera como franquicia en el sector de Hostelería y Restauración, te recomendamos que entres en la categoría de Autónomos.


AUTOR
Javi Navarro es periodista y el creador de CasaCocheCurro.com, un diario con información interesante que publica noticias prácticas para que les saques provecho en tu día a día. Puedes consultar cualquier duda contactando con Javi Navarro en su correo javi@casacochecurro.com. También puedes saber un poco más de su trayectoria profesional como periodista si echas un vistazo a su perfil en LinkedIn.
Logo Red Social

WhatsApp Casacochecurro


MÁS NOTICIAS INTERESANTES



Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies