>
Compartir
WhatsApp

Premios de los sorteos de las cestas y rifas de Navidad, ¿hay que pagar impuestos por ellos?

Cesta de Navidad de una rifa.
NOTICIA de Jessica Pascual
08.12.2023 - 15:26h    Actualizado 08.12.2023 - 15:30h


¿Hay que pagar a Hacienda IRPF por los premios obtenidos en una rifa? Sí. Más allá de la fiscalidad de los premios de la Lotería de Navidad, los sorteos y rifas que se celebran en estas fechas y que distribuyen premios a los afortunados también están gravados por el IRPF y una parte del total debe destinarse a Hacienda. ¿Pero, cuánto?

Cómo tributan los premios de las rifas y sorteos de Navidad

Los afortunados que consigan algún premio derivado de una rifa o sorteo de Navidad, realizado por empresas privadas o asociaciones, deben pagar una parte correspondiente de lo obtenido a Hacienda.

La normativa al respecto es clara: Todos estos premios deben tributar en el IRPF. En concreto, este tipo de premios tiene que incluirse en la declaración de la Renta como una ganancia patrimonial no derivada de transmisión de elementos patrimoniales.

Esto significa que la cantidad de dinero obtenida en un sorteo o rifa, que no proceda directamente de la Sociedad de Loterías y Apuestas del Estado, se suma a los ingresos específicos de cada contribuyente. Y, por tanto, puede alterar o modificar el resultado inicial de la declaración de la Renta, tanto a que salga positivo, como negativo.

En la práctica, se aplica la misma fiscalidad que en los concursos televisivos y, por tanto, el dinero recibido varía respecto al premio entregado, como lo que de verdad ingresó el concursante que ganó el bote de Pasapalabra. De manera general, estos premios se suman a la base general del IRPF y no a la del ahorro. Es decir, que se añaden a los ingresos que tiene un contribuyente para después aplicar los tramos del IRPF 2023 correspondientes en función de la renta total obtenida en ese último periodo.

Ejemplo cesta de Navidad valorada en 1.000 euros

De tal manera que si el premio de un sorteo está valorado en 1.000 euros y un contribuyente, antes de sumar este premio, tiene unos ingresos totales al año de 28.000 euros, el cálculo es el siguiente:

A un ingreso de 28.000 al año se le aplica un 30 % de tipo marginal, según las tablas del IRPF. Al sumarle los 1.000 de premio, el contribuyente no salta de tramo, sino que se mantiene en el mismo. Por tanto, en la práctica, las retenciones aplicadas son:

  • Un 19 % hasta los primeros 12.450 euros
  • Un 24 % entre 12.450 euros y 20.200
  • Un 30 % entre el dinero comprendido de 20.200 euros y 29.000
  • Al contabilizar solo el premio de los 1.000 euros, si se le aplica un 30 % que es el tramo que le corresponde, este contribuyente pagaría un total de 300 euros del premio a Hacienda.

Cómo determinar el valor de una cesta con productos

En cuanto a la cantidad específica a pagar al fisco, esta depende del importe y valor del premio en el mercado. Este cálculo es sencillo en el caso de que el premio sea una cantidad en metálico. ¿Pero, y aquellas cestas que incluyen objetos como la de la rifa de la cesta de Navidad de Honrubia que da un premio más gordo que la Lotería de Navidad? Furgonetas, electrodomésticos, décimos de Lotería… ¿Cómo calcular el valor?

En este caso, desde la propia organización ofrecen una cantidad estimada que vale cada uno de los lotes del premio, dato que es revisado por Hacienda. Pero no siempre es así. En las cestas donde no se especifique el valor, es la Agencia Tributaria la encargada de establecer un valor en función al valor de mercado de los bienes.

El gran problema es que ante productos como coches, furgonetas y otros objetos de gran valor, este se pierde una vez “salen del concesionario”. Inicialmente, esto implica mayor pago de impuestos, pero si el nuevo propietario quiere venderlos, probablemente será a un valor inferior al inicialmente marcado, dado que se devalúan aunque no se usen tras esta primera venta.

Diferencias de cómo tributan los premios en metálico y las cestas de productos

Hay un matiz que es importante tener en cuenta. Los premios en metálico de las rifas y sorteos siempre deben incluirse en la Renta para pagar impuestos por ellos.

En el caso de los premios en metálico, la retención se aplica antes de que el contribuyente reciba el premio. Pero no es así en los premios que se pagan con objetos y no con dinero. Un aspecto a tener en cuenta a la hora de hacer los cálculos correspondientes de la próxima declaración de la Renta.

Si quieres leer más noticias como Premios de los sorteos de las cestas y rifas de Navidad, ¿hay que pagar impuestos por ellos?, te recomendamos que entres en la categoría de Loterías y Apuestas.