Simca, la marca del coche del amor español

Simca, la marca del coche del amor español
NOTICIA de Javi Navarro
13.02.2010 - 13:18h    Actualizado 31.08.2020 - 11:30h

Que Simca naciera como marca en Francia (aunque fue fundada por un italiano) no fue impedimento para que sus modelos se empezaran a vender en nuestro país a principios de los 60 y se hicieran muy populares en la cultura española entre los años 70 y 80. Hoy son clásicos que vuelven a la actualidad gracias a los recuerdos que sin duda traen a muchas parejas vehículos tan populares como los de esta firma. Con motivo de San Valentín, repasamos algunos de los automóviles que llevan en su ADN el amor.

¿Qué relación puede haber entre el día de San Valentín y el mundo del automóvil? Más allá de que en no pocas ocasiones el vehículo ha sido escenario y testigo presencial de más de un romance, hay coches que parecen predispuestos a ello, como si lo llevaran en el “ADN”. Es el caso del Simca 1.000 y algún clásico como el Alfa Romeo Giulietta o superdeportivos más actuales como el Lamborghini Gallardo que, por sus nombres, y también por su apariencia, son modelos ideales para “compartir” en pareja.

El más representativo de éstos es sin duda el Simca 1.000, un modelo al que una conocida canción de finales de los 80 elevó a los cielos de las relaciones de pareja y que, actualmente, es difícil de encontrar en el mercado de segunda mano. En la web de compraventa de coches AutoScout24 se pueden encontrar hermanos de este mítico modelo a partir de 1.500 euros.

Además, del protagonista Simca 1.000, también otros modelos triunfaron en el mercado nacional, como son sus “hermanos mayores” 1.200 y 1.300/1.301 que se pueden encontrar en la base de datos de AutoScout24 por precios que van desde los 1.500 euros que habría que pagar por un Simca 1.200 del año 74 hasta los 3.000 euros que piden por una de los hermanso mayores en la gama; el Simca 1.301 del año 1976.

Alfa Romeo Giulietta, o la pasión italiana
¿Cómo podía pasar desapercibido el día de los enamorados un coche en cuyo nombre se incluyen los nombres “Romeo” y “Giulietta”? Y más cuando la marca italiana Alfa Romeo lanzará una renovación de este modelo clásico (su primera generación nació en 1955) a partir de este año. De momento, los más melancólicos, clásicos e impacientes se pueden plantear la opción de adquirir la versión de los años 80 de este mítico modelo por un precio de 1.500 euros.

No es que se trate de una cantidad alta, pero las parejas aspirantes a tener este automóvile deben ser lo suficientemente apasionadas como para emprender un proceso de restauración del vehículo. ¿Cuándo mejore que en estas fechas para sumergirse juntos en un proyecto como éste?

Lamborghini Gallardo, el más musculoso (y más caro)
En el otro extremo de la horquilla de automóviles (más caros y más modernos) con San Valentín en su ADN se sitúa el Lamborghini Gallardo, un vehículo que suma a su sugerente nombre un aspecto musculoso y potente que rezuma deportividad y potencia por todos sus poros Además, como añadido tiene el aliciente de que es un coche biplaza, muy apto para la intimidad.

Se trata de un superdeportivo apto para parejas con una cuenta corriente muy saneada, ya que estamos hablando de un producto que actualmente se mueve en el entorno de los 200.000 euros si se adquiere nuevo, es decir, más de 32 mollones de las antiguas pesetas. La buena noticia es que, si bien se antoja inasequible para la mayoría de enamorados, en el portal AutoScout24 se puede adquirir desde unos 87.000 euros. Sigue siendo mucho, pero es menos de la mitad de su coste de fábrica. A cambio, su apariencia y sus aptitudes técnicas dejarán impresionada a la pareja. Por exigente que sea.

Si quieres leer más noticias como Simca, la marca del coche del amor español, te recomendamos que entres en la categoría de Coches.


WhatsApp Casacochecurro



MÁS NOTICIAS INTERESANTES

Compartir
WhatsApp
SIGUIENTE >