Cómo librarse de estar en una mesa electoral (19 justificaciones)

Cómo librarse de estar en una mesa electoral (19 justificaciones)
NOTICIA de Jessica Pascual
16.11.2021 - 11:09h    Actualizado 17.11.2021 - 13:54h

¿Te ha tocado ser miembro de una mesa electoral? Seguro que has pensado “vaya faena”, pero si te han llamado para ser presidente, vocal o suplente de una mesa electoral estás obligado a ir por ley. O no, si tienes una causa justificada.

Si te ha llegado la notificación de la Junta Electoral Central, pero te ajustas una de las 19 causas justificadas que te explicamos a continuación para librarte de la Mesa, puedes renunciar a la convocatoria. A continuación te explicamos en qué casos puedes renunciar y cómo hacerlo para no cometer una ilegalidad.

Quién puede librarse de estar en una mesa electoral

La legislación es clara, sólo los mayores de 70 años pueden librarse de forma automática de tener que formar parte de una mesa electoral porque ni si quiera están incluidos en el sorteo. Por otra parte, la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (LOREG) contempla tres justificaciones generales en las que las personas notificadas a ser miembros de una mesa electoral pueden renunciar.

  • Personales
  • Profesionales
  • Familiares

Con más detalle, las causas justificadas para no acudir a una mesa son:

  1. Todas las personas mayores de 65 años pueden solicitar de forma voluntaria no formar parte de una mesa electoral.
  2. Personas con discapacidad
  3. Pensionistas con incapacidad permanente y gran invalidez
  4. Que la persona convocada sufra en el momento de las elecciones una incapacidad temporal en el trabajo o esté de baja médica
  5. Personas internadas en centros psiquiátricos o en centros penitenciarios
  6. Monjas de clausura
  7. Ser víctima de un delito en el que quede reflejado una prohibición de acercamiento si la persona condenada figura en el Censo.
  8. Haber sido miembro de una mesa electoral al menos en tres ocasiones en los últimos diez años
  9. Si hay previsión de operación o de intervención quirúrgica, incluso de pruebas clínicas, en los días previos o posteriores también es excusa para librarte de estar citado en una mesa electoral.
  10. Por una boda o comunión. Otra opción es alegar tener un compromiso familiar fuera del municipio donde tienes que votar. Así compromisos familiares como bodas o comuniones permiten ejercer el derecho de renuncia a una mesa electoral. Ojo, el interesado debe ser el propio protagonista del evento o tener una relación de parentesco con éste de segundo grado de consanguinidad. Y siempre deberá acreditarse la fecha del evento motivo de la exención a mesas electorales.
  11. Por la profesión. Policías, bomberos, periodistas de medios de comunicación… Muchas personas trabajan los domingos de las elecciones. Y personas que desarrollan su actividad habitual cualquier domingo del año, como personal de juzgados o administraciones públicas como médicos, personal sanitario, miembros de protección civil también pueden librarse de la mesa durante el día de la jornada electoral.

En el caso concreto de padres y madres, las situaciones justificadas son las siguientes:

  1. También las mujeres que estén embarazada de más de seis meses o que ya tengan en su posesión la
    baja por maternidad
    pueden librarse de formar parte de una mesa electoral.
  2. Por otra parte, cuando ya han sido madres, pueden librarse hasta el noveno mes del bebé lactante.
  3. También por estar al cuidado de menores de ocho años o de personas con discapacidad, sea física, psíquica o sensorial. Sólo es válido para familiares de hasta el segundo grado de afinidad o de consanguinidad que no puedan valerse por sí mismos.
  4. Existe otro caso también recurrente por muchas personas en cuanto a motivos familiares. Los padre o madre de menores de catorce años y siempre que acrediten que el otro progenitor no puede ocuparse del menor durante la jornada electoral, como en el caso de esposos y esposas con profesiones que les obliga a trabajar durante la jornada electoral. En este caso también hay que acreditar que no existen otros ascendientes o hijos mayores que puedan cuidar de los menores de 14 años.

Causas concretas sujetas a valoración

La LOREG contempla una serie de situaciones concretas que debe valorar la Junta Electoral Central y determinar si son justificación válida para renunciar a la convocatoria o no.

  1. Sufrir una lesión o enfermedad que impida ejercer las funciones requeridas
  2. Embarazos de riesgo de menos de 6 meses
  3. Pertenecer a una confesión religiosa contraria a la participación de unas elecciones
  4. Cambio de residencia habitual a otra CCAA cuando la persona justifique la dificultad de participar en la mesa.

Cómo renuncio

Si has recibido la notificación y tienes una causa justificada para poder renunciar a participar en la mesa electoral, la forma de proceder es la siguiente:

  • Desde que una persona recibe la notificación de la Junta Electoral Central informándole de que tiene que formar parte de la Mesa, dispone de un plazo de siete días para justificar y documentar el motivo que le impide acudir a la cita.
  • En esos siete días tiene que acudir a la sede de la Junta Electoral de la Zona y rellenar una solicitud de excusa que le facilitarán en las oficinas. Además de esta solicitud, el interesado debe presentar la siguiente documentación:
  1. Fotocopia del DNI, NIE, carnet de conducir o pasaporte
  2. Fotocopia de la notificación para ser miembro de la mesa electoral
  3. Solicitud de excusa
  4. Fotocopias de los documentos específicos que justifiquen la causa de la renuncia. Hay que aportar los documentos originales para que los trabajadores verifiquen su autenticidad
  • Una vez presentada la solicitud de renuncia junto con la documentación, el solicitante tiene que esperar a que la junta resuelva la petición en un plazo de 5 días. Si es aceptada, el organismo debe comunicar la situación al suplente al menos 72 horas antes de las elecciones.

Si a la persona convocada a formar parte de la mesa le surge un imprevisto en las 72 horas previas a la convocatoria de las elecciones y antes de la constitución de la mesa, debe notificarlo de forma inmediata a la Junta para que contacte con el suplente.

¿Hay alguna forma de que no me toque?

Sí, si te presentas a las elecciones. La LOREG contempla que los cargos de presidente y de vocal de las mesas son obligatorios y por tanto incompatibles con los candidatos a las elecciones.

¿Y si no me presento?

Si has barajado la posibilidad de no presentarte a la mesa electoral sin tener causa justificada, mejor no lo hagas. La obligación de acudir a la mesa electoral en el día de las elecciones está regulado por la LOREG, en la que queda reflejado que no presentarse a la mesa sin tener una justificación válida supone incurrir en un delito que contempla penas de entre tres meses y un año de cárcel o la posibilidad de enfrentarse a multas de entre seis y 24 meses.

La LOREG también contempla sanciones para aquellas personas de la mesa que la abandonen a lo largo de la jornada sin causa justificada o no cumplan las funciones que les han asignado.

¿Y si trabajo?

Las personas que trabajen y hayan sido elegidos como miembros de la mesa electoral, tienen derecho a un permiso retribuido de la jornada completa si las elecciones son en un día laborable para ellos. Aunque depende del trabajo, como hemos detallado en el primer apartado del artículo, hay personas que pueden presentar la renuncia a la mesa por trabajar en determinadas profesiones que determina la ley.

Por otra parte, en el supuesto de que las elecciones se celebran un domingo y la persona trabaje el lunes siguiente, tiene derecho a una reducción de jornada de cinco horas el día inmediatamente posterior.

Cuidado con los bulos sobre la mesa electoral

No, votar por correo no te libra de la mesa electoral. Cada vez que llega la celebración de unas elecciones aumenta el temor a que te envíen una notificación informándote de que te ha tocado en una mesa electoral. Pero cuidado, porque los ciberdelincuentes están al acecho para aprovecharse de este miedo y del desconocimiento general.

Un bulo que corre por Internet es el de que si votas por correo automáticamente te libras de que te llamen para estar el día de las elecciones en una mesa electoral. Esto es completamente falso. Esta mentira sobre librarse de estar en la mesa electoral el día de las elecciones tiende a propagarse de forma muy viral por ser muy tentadora puesto que nadie quiere tener que pasarse un domingo sentado en una mesa electoral.

Sin embargo, es un bulo y no es posible librarse de la mesa sólo por ejercer el voto por correo. La principal razón que desmiente este bulo es que la constitución de las personas que componen las mesas electorales es previa a la realización del voto por correo.

Imagina el caos que podría formarse de ciudadanos que quieren evitar estar en una mesa electoral colapsando las oficinas de Correos, donde en más de una ocasión han visto largas colas para votar por correo debido a este falso mito.

Otro motivo más que hace imposible este bulo es que es un hecho que todas las personas que quieran pueden votar por correo hasta los días previos a las elecciones, antes de que venza el plazo de solicitud del voto por correo. Si alguien fuese llamado a estar en una mesa electoral, ¿entonces podría ir a votar desde Correos y librarse? No, insistimos, no es posible.

¿Puedo salir del trabajo para ir a votar en un día laborable y que no me descuenten las horas?

Hay elecciones que se celebran en día laborable y ante esta situación, surgen muchas dudas sobre si los trabajadores tienen derecho a un permiso retribuido para ir a votar. La respuesta es que sí, los trabajadores tienen un número determinado de horas retribuidas para ir a votar que depende de la cantidad de horas de su jornada que coincidan con el horario del colegio electoral, que permanece abierto desde las 09:00 de la mañana hasta las 20:00 de la tarde.

  • Los trabajadores cuyo horario laboral no coincida con la apertura de los colegios, a las 9:00 de la mañana, no tendrán derecho a permiso retributivo puesto que la jornada de trabajo no impide que ejerzan su derecho a voto. Esta norma es igual para las personas que tengan una jornada laboral de menos de dos horas.
  • Los trabajadores con jornadas laborales de menos de 4 horas y cuyo horario coincida en dos con el horario para ir a votar, de 9:00 a 20:00, tienen derecho a un permiso retribuido de 2 horas.
  • Los trabajadores cuyo horario coincida entre 4 y 6 horas con el horario para ir a votar tienen un permiso retribuido de 3 horas.
  • Los trabajadores cuyo horario coincida en seis horas o más con el de los colegios tienen un derecho retribuido de 4 horas.

Si quieres leer más noticias como Cómo librarse de estar en una mesa electoral (19 justificaciones), te recomendamos que entres en la categoría de Trámites.


WhatsApp Casacochecurro



MÁS NOTICIAS INTERESANTES

Compartir
WhatsApp
SIGUIENTE >