Qué cuesta construir un chalet de obra (precios y tiempos de entrega)

Qué cuesta construir un chalet de obra (precios y tiempos de entrega)
NOTICIA de Jessica Pascual
14.01.2022 - 11:38h    Actualizado 14.01.2022 - 11:38h

El precio final de la construcción de un chalet de obra depende de muchos factores, como por ejemplo el tamaño, número de plantas, tipo de terreno o los materiales empleados. No es lo mismo construir un chalet de una planta con poco terreno, que uno prefabricado con 250 metros cuadrados o solicitar presupuesto para construir uno de 500 m² con piscina.

Si quieres saber un precio estimado de lo que cuesta el chalet de obra que quieres construir para ti y tu familia, a continuación te dejamos una guía con todas las partidas de gasto que hay que asumir así como las licencias necesarias para construirlo. En cualquier caso, a la hora de iniciar un proyecto de este tipo, ten en cuenta que el presupuesto no es lo único importante y que los plazos de entrega juegan un papel fundamental.

A tener en cuenta antes de calcular el presupuesto

Establecer un presupuesto para construir un chalet depende de muchos factores. Por ello, a la hora de iniciar los cálculos, es importante hacerse las siguientes preguntas para tenerlo en cuenta antes de efectuar los cálculos definitivos:

¿Tienes el terreno? Si ya eres el propietario del terreno que quieres construir, el proceso va a ser algo más sencillo. Y, si no, a la hora de buscarlo ten en cuenta que el precio varía en función de la Comunidad Autónoma según la demanda. De esta manera puedes encontrar terrenos de 500 metros cuadrados a las afueras o en zonas rurales por 80.000 euros o terrenos de menos superficie en zonas más próximas al centro por 300.000 euros.

Antes de comprarlo, ten en cuenta que el terreno debe estar urbanizado para poder construir en él y debe contar con los servicios básicos. Para obtener esta información puedes acudir al departamento de urbanismo de tu Ayuntamiento y preguntar al respecto.

Qué materiales quieres utilizar. Depende del tipo de materiales que quieras emplear en la construcción, el precio puede variar notablemente. Si quieres apostar por los más sofisticados, bonitos y de primera calidad, tendrás que aumentar esta partida de gastos. Puedes encontrar grandes diferencias entre realizar una vivienda de ladrillo u hormigón a hacerla de madera. Esta última suele tener un coste algo más elevado. Los precios de los materiales se calculan en función del metro cuadrado.

¿Cuántas plantas quieres? A mayor número de plantas, el coste final de la vivienda va a incrementarse. Para hacer segundas o terceras plantas se necesitan más materiales, tiempo y mano de obra. Por cada planta que añadas, el coste final de la vivienda puede incrementarse hasta en un 20 %.

¿Con sótano? Si quieres hacer un sótano, debes planteárselo al arquitecto para que te asesore sobre la viabilidad de esta planta subterránea. En el caso de que pueda hacerse, esto supondrá un incremento del coste final, puesto que es como añadir una planta más, pero debajo del suelo. Aspecto que puede complicar el procedimiento y alargarlo.

¿Con piscina? Añadir una piscina al proyecto va a encarecer el precio final del presupuesto, pero resulta más barato hacerlo en el momento de la construcción que después. Básicamente, porque de esta manera puedes ahorrar los costes de alquilar la grúa y otra maquinaria. Además de solicitarlo a la empresa, no te olvides de pedir una licencia de obras en el Ayuntamiento. Una piscina mediana suele tener un coste de unos 15.000 euros de media que tendrás que sumar al precio del proyecto.

¿Quieres una vivienda prefabricada o una normal? Las casas prefabricadas están de moda. Este tipo de vivienda suele tener unos plazos de entrega y precio menor respecto a la construcción tradicional. Sin embargo, una vivienda prefabricada está pactada y diseñada de manera previa y se realizan mediante módulos, mientras que en las tradicionales, hay mayor flexibilidad de modificación mientras se construye. Porque los propietarios pueden estar en el terreno mientras su vivienda empieza a ser realidad.

Estos son los planteamientos iniciales que debes tener antes de iniciar el proyecto para tener todo claro y estudiado. Una vez tengas la idea cerrada en la cabeza, coge papel y boli porque vamos a detallar las diferentes partidas de gasto que tienes que asumir durante la construcción de tu casa.

Gastos que hay que pagar

Los principales gastos que hay que pagar para construir una vivienda son:

Presupuesto de Ejecución Material o PEM. Es un documento en el que aparecen detalladas todas las partidas y gastos que se incluyen en el proyecto. No hay un coste estándar, sino que depende de cada tipo de construcción, de la superficie y calidad de materiales, entre otros.

Aunque, en términos generales, el precio de este proyecto suele calcularse tomando como referencia los metros cuadrados a construir de la vivienda. Es una de las partidas más caras de la construcción junto con el presupuesto de contrata y puede suponer casi la mitad del presupuesto total.

Presupuesto de contrata. Es el que elabora la constructora que va a encargarse de hacer realidad el proyecto y, en este documento, se incluyen los gastos generales que supone la construcción más los honorarios del constructor.

Honorarios de los profesionales, del arquitecto y aparejador. Este coste suele ser de entre el 10 y el 15 % del total. Este porcentaje es el resultado de sumar los honorarios de estos profesionales por el proyecto básico más los relativos a la dirección de la obra. Pero depende directamente de cada empresa o profesional, porque no hay un porcentaje fijo estipulado.

Gastos del terreno. Además del precio del terreno, hay que pagar la realización de dos estudios que permitan al arquitecto decidir acerca de qué materiales son mejores para ese suelo y para tener la certificación legal de que es un terreno edificable. Son los estudios topográficos y los geotécnicos. Entre los dos, el gasto aumenta a los 1.500 euros.

En cuanto a las licencias y permisos, es necesario pedir y pagar las siguientes:

  • Licencia urbanística
  • Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras
  • Escritura por la obra nueva
  • Cédula de habitabilidad
  • Dar de alta los suministros
  • IVA, en el caso de las obras nuevas es del 10 %.

A estos gastos hay que añadirles otros, como los derivados de los intereses de la financiación y de Notaría y Registro si contratas una hipoteca autopromotor para la construcción de tu vivienda.

Plazos de entrega

Los plazos de entrega de una vivienda suelen ser de entre un año y un año y medio. Eso sí, siempre que no haya ningún problema con el terreno o con la constructora. En el caso de que, durante la construcción surja algún impedimento, los tiempos pueden alargarse notablemente. Por otra parte, si lo que quieres es construir una casa prefabricada, en esta otra información te explicamos cuáles son los plazos de entrega de estas viviendas.

Diferencias entre contratar a una constructora o no hacerlo

Si quieres hacerte tu propia casa, debes saber que tienes dos posibilidades a la hora de contratar los servicios:

  • Con una constructora, que son empresas que ofrecen varios modelos de casas que pueden edificar en terrenos que son propiedad de la empresa.
  • Desde cero, con autopromoción de la vivienda. Es decir, comprando el terreno por libre y empezar la construcción. En esta opción hay que realizar más trámites y pedir permisos sobre el terreno para verificar que es edificable. Para ello, es necesario hacer un estudio topográfico y otro geotécnico. En el caso de las constructoras, este ya está hecho.

En cuanto a los precios, son similares. La principal diferencia es que, si ya tienes un terreno propio, aunque tengas que abonar el coste de diferentes estudios, ahorrarás en este gasto porque no vas a tener que desembolsar una cantidad inicial tan grande. En este segundo caso es el propietario el que tiene que contactar directamente con el arquitecto y aparejador.

En el caso de no tener un terreno en propiedad, es más cómodo contratarlo con una constructora para evitar hacer trámites de más. No solo eso, sino que si quieres comprar un terreno por libre y además, financiar la construcción de la casa a la vez, debes tener mucho capital ahorrado. El banco difícilmente puede financiarte las dos propiedades a la vez. En el caso de las hipotecas autopromotor, específicas para construir una vivienda, los solicitantes deben tener el terreno pagado para poder contratarla.

Precio total de construir una vivienda

Como has podido comprobar a lo largo del artículo, es muy complicado establecer un precio medio de una vivienda porque entran en juego muchos factores. Pero, por si quieres hacerte una idea, algunos portales especializados, como Habitissimo, señalan que el precio medio que cuesta hacer un chalet de obra (independientemente del tipo de casa o tamaño) es de 186.000 euros. En función del tipo de materiales, terreno y plantas de la vivienda, puede aumentar o reducir el presupuesto. Los datos de esta web indican que es posible construir un chalet por un coste mucho menor, desde 75.000 euros o aumentar hasta los 375.000 euros.

Por otra parte, otras páginas como Cronoshare, señalan que el coste medio se encuentra en los 160.000 euros para una vivienda unifamiliar de unos 120 metros cuadrados y 2 plantas.

Si quieres leer más noticias como Qué cuesta construir un chalet de obra (precios y tiempos de entrega), te recomendamos que entres en la categoría de Hipotecas.


WhatsApp Casacochecurro



MÁS NOTICIAS INTERESANTES

Compartir
WhatsApp
SIGUIENTE >